Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
16 8 09 EN PORTADA Aurora y Rosario en lo primero que pensaron fue en Daniel, el hijo huérfano y auxiliar de vuelo, que vivió el drama solo en Canarias JK 5022 Un año sin respuestas sobre el vuelo maldito LA HUELLA DE LA TRAGEDIA EN CASTILLA Y LEÓN Querrían que el dolor no nos venza Sólo morirán si nos olvidamos de ellos Rosario García y Aurora Borge, hermanas respectivas de Mariano y Esperanza, viven la desaparición del matrimonio palentino con el propósito de tenerles presentes cada día POR FÉLIX IGLESIAS VALLADOLID FOTO: FERNANDO BLANCO iempre nos dijimos todo lo que nos queríamos. Por fortuna, siempre hemos sido una familia muy unida De hecho, Mariano García Bóveda y Esperanza Borge Calle antes de tomar el vuelo 5022 JK de Spanair pasaron unos días en Villada (Palencia) y Peguerinos (Ávila) con sus respectivas familias. Cuando nos despedimos nos dijeron que fueron sus mejores vacaciones recuerdan con una sonrisa a punto de romperse por el llanto. Más que cuñadas parecen hermanas. Aurora y Rosario hablan con inmensa alegría del don de haber compartido parte de su vida con Mariano y Esperanza. Apenas hablan de ellas, de su intenso dolor, del desamparo de haberse quedado sin su hermano y su hermana, y, sobre todo, hablan de Daniel, el hijo del matrimonio, auxiliar de vuelo, que vivió solo la tragedia en Canarias. Cuando vi en el Telediario la noticia supe de inmediato que ellos iban en ese avión apunta Aurora, que coincide con Rosario en que lo primero que pensamos fue sobre todo en Daniel, que se podía quedar solo Es tal el así estuvo con todos nosotros muchas horas al presidente de la Junta de Castilla y León, Juan Vicente Herrera, todo un señor, cumplidor de su palabra y al alcalde de Palencia, Heliodoro Gallego, pendiente en todo momento A pesar de que la vida les noqueó el 20 de agosto de 2008, las dos se sobreponen a la fatalidad pensando en lo que hubieran querido que hiciesen sus familias si hubiesen sido ellas la que dejaron la vida al lado de la pista 36 de la T 4: Que viviesen, disfrutasen de los suyos, de la vida. Bromeamos diciendo que Mariano y Esperanza estarán admirados y sonrientes por todo lo que en su recuerdo han hecho los suyos, los amigos, gente anónima. Ellos quieren que el dolor no nos venza Sin embargo, las dos cuñadas no pueden quitarse la cicatriz de una desaparición tan abrupta, instantánea. No hubo hospital, ni enfermedad, ni velatorio Desde entonces, hay un hueco en nuestras vidas. No podemos disfrutar de ellos, ellos no pueden disfrutar de la vida En ese momento, Rosario entra en la negra senda de lo incomprensible y, aunque no acusa a nadie, alude a los mensaje de algunos de los viajeros del vuelo 5022 JK de Spanair diciendo que habían pedido bajarse ante los retrasos por averías. El avión no debería haber despegado remata Aurora, cogida de la mano de su cuñada. No les importan las indemnizaciones, que dicen ha recibido su sobrino, como que no vuelva a suceder, que no se mate tanta gente por no tener en condiciones un avión, por ahorrarse simple dinero Los psicólogos recomiendan en momentos de duelo enfrentarse a los recuerdos materiales de los desaparecidos como un mecanismo y hábito para asumir la pérdida sin que nos hipoteque la tristeza y la depresión. Por ello, sorprende que Aurora, ajena a este consejo médico, estuviese dos meses recorriendo los lugares y conociendo las personas que frecuentaba su hermana. Lloré mucho, pero sobre todo vi lo que la querían, lo que la apreciaban y eso me ha ayudado Tal es el coraje de las familias García y Borge, que el Día de Todos los Santos todos sus miembros fueron a casa del matrimonio fallecido e hicieron una comida con su larga sobremesa: Todo está como lo dejaron, pero quisimos vivir la fecha juntos, donde ellos hacían su vida. Hubo una gran armonía entre todos Sus respectivos maridos las escuchan desde un silencio admirativo. A pesar de ese arrojo, Aurora y Rosario recuerdan con desgarro a la mujer que perdió a sus dos hijas o al padre que no volvió a ver a su mujer y a sus hijos. Dios- -repiten al despedirse las palabras de una sobrina- -debe necesitar ángeles en el cielo si se los ha llevado S Recuperar su itinerario vital amor entre tías y sobrino, que éste les confiesa que echa de menos a sus padres, sobre todo el no poder contar a su madre sus cosas y compartir con ella como progresa en su profesión, por lo que nos pide que le riñamos, que no nos olvidemos de reñirle si lo merece Rememoran como un sueño su llegada al pabellón de Ifema, el silencio y la concentración de dolor en el hotel donde se alojaron las familias de las víctimas, las horas, días de espera a la identificación, aguardando que nos diesen algo, algo que no existía apunta, como saliendo de un sueño, Aurora. Fueron momentos de rabia y tensión, de acusaciones a la compañía aérea, a las autoridades y al destino. Ver a tanta gente como tú, sumida en la desesperación no consuela, pero al menos te sientes acompañada indica Aurora. Ahora, al año de la fatídica fecha, tienen palabras de reconocimiento para amigos, familiares y conocidos, que llegaron a fletar un autocar para arroparles en el sepelio; para la vicepresidenta primera del Gobierno, que aguantó en los primeros momentos todo tipo de improperios y aun