Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
9 8 09 EN PORTADA Casas cuartel POR VIRGINIA RÓDENAS i cámaras de vigilancia, ni personal de seguridad permanente o en rotación, ni medios electrónicos para evitar o minimizar potenciales atentados, ni perímetros de protección, ni iluminación nocturna, ni aparcamientos de vehículos oficiales en el interior de los acuartelamientos, ni vallados de mínima consistencia, ni siquiera mera visibilidad de los accesos desde el puesto de servicio de puertas, tal y como ha comprobado ABC, son para la vicepresidenta Fernández de la Vega tan sólo un resquicio en la seguridad de la que dijo el pasado día 31 gozan las instalaciones del Benemérito Instituto en toda España. Una rendija que para los afecta- Malvivir en una ratonera N dos es un socavón del mismo calibre que las huellas que dejan los explosivos y la metralla con los que llevan 30 años intentándolos aniquilar. Únicamente en Valencia, de donde es diputada la mano derecha de Zapatero, más del 90 de los acuartelamientos de la provincia, por no decir todos, carecen de un eficaz y actualizado plan de seguridad- -según revela un documento de la Asociación Unificada de Guardia Civil (AUGC) que representa a más de 30.000 agentes- A lo que hay que añadir la realidad de plantillas escasas y en gran medida poco experimentadas que hacen de este área geográfica lugar de atención para actuar a los etarras Un panorama que, como manifiestan guardias desde Lugo hasta Granada y desde Gerona a Badajoz, es habitual en casi toda la geo- grafía española, en donde no ocurren más desgracias porque la Virgen del Pilar nos protege o porque los asesinos aún no han puesto el objetivo en tu cuartel. Que nos maten a nosotros va en el empleo, pero no hay derecho a que asesinen a nuestras familias por ahorrarse una peseta o no querer afrontar una política de seguridad racional y empeñarse en mantener las casas cuartel, anacrónicas, obsoletas, mal dotadas y desprotegidas que no pueden prestar la debida atención al ciudadano Están hartos de guiños desde la oposición y desaires desde el poder. ¿Qué tendremos- -pregunta Juan Antonio Delgado, de la asociación mayoritaria del Instituto Armado- -que tanto nos prometen los políticos cuando están en la oposición y tan poco nos dan cuando están en el poder? Ninguno ha olvidado la declaración de Rodríguez Zapatero ante las ruinas del cuartel de Santa Pola, donde el 4 de agosto de 2002 ETA asesinó a la hija de un guardia y a un ciudadano que esperaba el autobús, pidiendo al Gobierno que entonces presidía el popular José María Aznar más apoyo económico para incrementar la protección de los acuartelamientos: Ha llegado el momento- -dijo el actual presidente del Ejecutivo- -de incrementar los medios para las Fuerzas de Seguridad del Estado y de mejorar sus condiciones de vida y la seguridad en las instalaciones. Este país- -subrayó Zapatero- -se puede permitir aumentar la dotación de medios para disminuir los riesgos de la Guardia Civil Es más, dos meses después, el 21 de octubre, el secretario general del PSOE manifestó: Si soy presidente del Gobierno no tendría inconveniente en salir a la opinión pública a decir que hay que endeudarse en el 0,3 del PIB, o lo que sea, para que los que nos dan seguridad se sientan seguros. Invito a que se haga un repaso de cómo tenemos los cuarteles de la Guardia Civil Pero el 1 de diciembre de 2004, ocho meses después de alcanzar la Moncloa, su director general de la Guardia Civil, Carlos Gómez- Arruche, justificaba lo que iba a venir: Las capacidades económicas de la Guardia Civil son limitadas Y fue cuando llegaron los planes que se pierden en los plazos, esos que nunca conceden los insaciables asesinos ni aun cuando al plazo le llamen tregua. De otro socialista, el penado Rafael Vera, ex secretario de Estado para la Seguridad en el Gobierno de Felipe González, es la última, única y en vigor Instrucción sobre adopción de medidas protectoras en las dependencias policiales con número 14 91, de 31 mayo, publicada dos días después de la brutal explosión de un coche- bomba junto a la casa- cuartel de Vic con el que el sanguinario coman- Abiertos pese a la ruina A la espera de la inauguración de la nueva sede de la comandancia de Cádiz, los guardias habitan un edificio apuntalado En marzo de 2008 ETA atacó el cuartel riojano de Calahorra que, a pesar de los destrozos, sigue ocupado como dependencia oficial Clamor de Zapatero en la oposición Derrumbe del vestuario de un cuartel granadino, que además carece hasta de agua corriente