Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
1 2 09 ACTUALIDAD Soldados congoleños y su munición en una base a 50 kilómetros de Goma, en Kivu Norte, el pasado miércoles AFP Armas españolas Un comercio nada inocente (Viene de la página anterior) basó los dos millones de euros (1.515.934 en material de defensa, 576.810 euros en material de doble uso) en el primer semestre del año pasado ya ascendía a 2.353.501 euros (1.551.933 en material de defensa y 801.568 en material de doble uso) Descendiendo al detalle se comprueba que el material de defensa transferido a Israel durante los dos últimos años incluye categorías como: Armas con cañón de ánima lisa con calibre inferior a 20 mm. que incluye fusiles, carabinas, revólveres, pistolas, pistolas ametralladoras, ametralladoras, silenciadores, visores y apafogonazos. Bombas, torpedos, granadas, botes de humo, cohetes, minas, misiles, cargas de profundidad, cargas de demolición, productos pirotécnicos, granadas fumígenas, bombas incendiarias, cartuchos y simuladores... Ante el convencimiento de Zapatero de que el material exportado a Israel por España no se ha usado para cometer violaciones de derechos humanos como los homicidios deliberados y arbitrarios de civiles Alberto Estévez, asesor de Amnistía Internacional España sobre comercio de armas, dice que su organización no comparte esa opinión, por el tipo de armas exportadas, porque España no tiene mecanismos de seguimiento del uso final de las exportaciones y porque Israel no ha revelado la totalidad del armamento empleado. Por eso Amnistía cree que es necesario que el Gobierno español haga tres cosas: 1) investigue cómo ha utili- Pólvora nacional zado Israel el material exportado; 2) suspenda la venta de armas a Israel hasta que no haya garantías de que no se pueda usar para violar los derechos humanos o el derecho internacional humanitario, máxime porque nuestra organización ha recabado sobre el terreno indicios muy claros de que Israel ha cometido graves violaciones de derechos humanos y del derecho internacional humanitario, y 3) impulse la adopción por el Consejo de Seguridad de la ONU de un embargo de armas inmediato y exhaustivo a todas las partes del conflicto de Gaza Preguntado por la venta de material de defensa a Israel, el ministro de Asuntos Exteriores y Cooperación, Miguel Ángel Moratinos, aseguró que España cumple el código de conducta de la Unión Europea sobre las exportaciones de material de defensa y recordó que Israel es un país amigo con el que España debe mantener relaciones cordiales. El ministro, que fue representante especial de la UE en Oriente Próximo, recalcó la condición de actor fundamental de Israel en la región, lo que a su juicio no obsta para que el Gobierno español desapruebe y considerara desproporcionada la respuesta militar y el ataque israelí contra la Franja de Gaza a raíz de los ataques con cohetes de Hamás. Eugeni Barquero, responsable de campañas de la Fundació per la Pau, dice que por lo que se sabe de 2008, los datos del primer semestre que acaban de entrar en el Congreso de los Diputados ya revelan que en ese período ya se ha exportado a Israel el mismo volumen que en todo el año 2007. El concepto continúa siendo el mismo: sobre todo equipos de formación de imagen y contramedidas recalca. Pese a que el Ministerio de Industria, Comercio y Turismo se esforzó en un comunicado en defender a quien preside el Consejo de Ministros, al proclamar que las exportaciones no eran de material usado para los ataques sobre Gaza para la Fundació per la Pau es evidente que más allá de la cantidad o la precisión de las palabras (si ahora entramos, una vez más en la retórica de las palabras- -material letal o no letal- nos perderemos) con la reciente ley española estas licencies no se deberían haber autorizado pues violan el criterio 3 del Código de Conducta de la UE, que tan sólo hace unas semanas ha pasado a ser Posición Común de la UE Continúan las transferencias irresponsables de armas es el título del análisis de las exportaciones españolas de armamento elaborado por Amnistía Internacional, Fundació per la Pau, Greenpeace e Intermón Oxfam, donde recalcan que además de incrementarse las exportaciones de armamento siguen apareciendo ventas destinadas a países que difícilmente cumplen con los criterios que impone el Código de Conducta de la UE y con la legislación española, como Colombia, Egipto, El Salvador, Indonesia, Israel, Marruecos y Pakistán. Ese código insta a no exportar armas o todo tipo de material susceptible de ser usado militarmente a países donde se dan situaciones de conflicto o tensión, donde se violan los derechos humanos o no se cumple el derecho internacional humanitario, países en muchos casos sujetos a embargos de importación de armamento por parte de las Naciones Unidas u otros organismos. El informe elaborado por las cuatro organizaciones no gubernamentales destaca la falta de control de las armas de caza, tiro deportivo y sus municiones ya que en el año 2007 siguió siendo destacable el elevado volumen de las exportaciones a trece países del África subsahariana que recibieron munición de ese tipo por un valor superior a los siete millones de euros. Es obvio que el problema de la violencia armada y sus efectos directos e indirectos relacionados con la proliferación, fundamentalmente, de las armas pequeñas y ligeras con sus municiones, es de un gran impacto en ese continente. Por ello, la Comunidad Económica de África Occidental ya decretó en 1998 una moratoria sobre la importación, exportación, producción y distribución de las ar- Falta de control No existen garantías de que las transferencias de armas y tecnología de doble uso a Israel no contribuirá a violaciones de derechos humanos