Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
6- 7 D 7 LOS DOMINGOS DE hace siete años que no convoca plazas, y luego hay otras, como Swifter, que el negocio ya lo hacen con el curso de habilitación, de tal manera que te contratan si te lo pagas tú. A mí me cobraron por esa formación 24.000 euros y me contrataron por 16 meses. Me dijeron que aunque no me podían asegurar la renovación, sería lo más probable. Entonces me agarré a ese clavo ardiente. Trabajé en chárter de carga y obtuve horas. Pero yo ya no trabajo, sigo pagando el crédito que solicité para la habilitación de tipo, me veo en la calle con unas horas más de vuelo, y otra persona que ha pagado ese mismo curso me sustituye, como una rueda de hacer dinero, porque como a mí, el sueldo de los seis primeros meses es de 504 euros netos y el de los 10 meses siguientes de 1.200, ¡brutos! Aún sin trabajo tengo que hacer cursos de refresco cada seis meses, renovar mi licencia y pasar exámenes médicos. Y todo para aparecer como un sinvergüenza. Por eso, si alguien piensa que estos sueldos, con la gran responsabilidad que asumimos, son una bicoca, no tiene más que hacerse piloto Es más, escaldado, pero pragmático, Manuel pide que su nombre no aparezca- -el que uso es ficticio- -porque su esperanza pasa porque esta misma compañía le vuelva a contratar. Alba Rodríguez, de 23 años, también es una vocación desbocada. Acabó el curso en 2006 después de gastar 10 millones de las antiguas pesetas, invertir cada año 500 euros en la renovación de la licencia y 300 en el certificado médico Paga los créditos trabajando en el despacho de firmas de Spanair, donde entrega a las tripulaciones la documentación del vuelo. Ahí me siento más cerca de mi sueño, poder volar en una compañía, aunque todos los días me ponen los dientes largos cuando les veo partir El desprestigio social a cuenta de la mala fama de los pilotos de Iberia ni se lo plantea. No conozco a nadie así. Escucho cosas y me río, ¿qué vas a hacer? Pero es tremendo lo que se está viviendo y el desconocimiento que tiene la gente de este mundo Asegura que jamás ha sufrido discriminación en el mundo de la navegación aérea por su condición femenina y confiesa que no se ha puesto plazos; apela a su juventud y a la fuerza de tener toda la vida por delante, pero sabe que muchos han tirado la toalla. Alicia Moreno lo ha hecho a sus 34 años. A su formación de piloto se suma la instrucción de azafata. Porque su apuesta, desde muy pequeña, fue por las alturas. Renunció a todo, hasta a tener familia. Hizo horas de vuelo en África, en Canarias, se pagó una habilitación para ATR- 42, un avión pequeño para 70 pasajeros, y se fue a Grecia y vivió en Dinamarca y le salió trabajo en Las Antillas porque una compañía quiso tener la primera mujer piloto de su plantilla y la eligió a ella. Y volvió a Madrid, Un sueño sin plazos Pasajeros maltratados acusan a los pilotos, pero también al aeropuerto y a las compañías do sea lo más barato posible. El pasajero lo único que compra es precio y las compañías van por ese camino porque los Gobiernos les han cedido todas las competencias de regulación. El futuro de un chico que quiere ser piloto es muy negro, deben gastar mucho dinero y hacer horas de vuelo en compañías donde se juegan la vida y donde mueren sin que nadie dé una explicación. Pero la sociedad lo va a pagar porque ellos serán los comandantes de la próxima generación y la forma en que se vuela en muchas empresas es tragando: parar un avión es carísimo Manuel es hijo de piloto. Tiene 27 años. Estudió una carrera universitaria porque, si luego no lo tienes claro, es una formación muy cara e invirtió hace cuatro años 60.000 euros en tener la instrucción mínima que requiere la legislación y 200 horas de vuelo. Ahora han bajado esas horas a 150, pero, curiosamente, el precio ha subido a 75.000 euros, según dicen, por el aumento de la demanda. Ni becas ni subvenciones. Luego le tocó hacer la habilitación de tipo (de avión) sin el que no puedes volar. Porque hay compañías como Vueling y Clickair que te contratan si has hecho esa habilitación pero no se llevan nada del curso, que te cuesta 30.000 euros, en una empresa con sus propios simuladores; Iberia forma a sus pilotos, pero Si hay que revisar un avión que tiene una rueda con piezas rotas y cables pelados, ¿es huelga o responsabilidad? inquiere un comandante de Iberia que niega la presión Alicia Moreno, piloto en paro: En este mundo, los privilegiados son minoría; los más están hasta las cejas de créditos para formación o jugándose los dientes en trabajos aéreos con una posibilidad de trabajo, pero la empresa cambió de manos, cambió de idea... Y su sueño se truncó. Tenía que pagar créditos y no podía pararme. En este mundo, los privilegiados son minoría; el resto, está hasta las cejas de créditos o jugándose los dientes en trabajos aéreos. Y si a esto le añades que eres mujer, la cosa se complica, porque al operador no le interesa contratar a una mujer que desde el minuto uno de estar embarazada deja de volar, y eso al margen de otros criterios discriminatorios. Pero a nadie le interesa hablar de ello, ni siquiera dentro del Colegio Oficial de Pilotos de Aviación Civil (COPAC) donde he estado trabajando últimamente Y lo deja caer así porque la falta de fondos podía dejarla en el paro y con un crédito de 1.000 euros a cuenta de su formación de piloto que aún debe pagar mes a mes. Como una condena. ¿Lo volvería hacer? No, dice tajante. El tópico empieza a desmoronarse. Ante una taza de té en una cafetería cerca del aeropuerto- -cuando cesa el estruendo de los coches se oyen los aviones- -el comandante de Iberia que ha negado insistentemente siquiera atisbos de huelga ante la sonrisa del periodista, habla de la gran mentira de la aviación Hombre, para empezar, los vecinos de Ciudad Santo Domingo de Algete, donde viven muchos pilotos, han conseguido que se condene a AENA por el ruido de los aviones. ¿No les gustarán tanto? Pero ni se ríe. Entonces cuenta que si van por la calle de uniforme entorchado es porque frente a los derechos que les otorga el estatuto de los trabajadores no tienen taquillas en el aeropuerto para cambiarse, porque el precio del espacio en un aeropuerto es muy caro, y que si van a recogerles en minibús a su casa- y no a todos -es porque sale mejor alquilar el parking a un pasajero. Y añade que la gran frase mentirosa que dicen los políticos y han repetido todos los ministros de Fomento es la seguridad aérea está garantizada Pero, ¿quién puede asegurar eso o demostrar que la aviación es el medio de transporte más seguro? En to do caso, el metro. Sepa que hay compañías en las que (Pasa a la página siguiente)