Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
4 1 09 FIRMAS de forma escalofriante las arcas del Estado, lo que obligará a tomar medidas que nos dejarán temblando. No consulta con los asesores que saben de Economía, tampoco con su vicepresidente económico, al que más de una vez se ha visto con los ojos a cuadros al escuchar un anuncio a Zapatero que, se adivinaba, no conocía Pedro Solbes. En el 2009 no lo va a tener tan fácil: muchos de los que le han votado empiezan a decir abiertamente que el presidente no sabe cómo abordar la crisis, pronuncian la palabra engaño con la misma asiduidad con que lo hacen los del PP y, lo que es peor, acusan abiertamente a Zapatero de ocuparse más de los banqueros que de los trabajadores y de los que no tienen trabajo, sin preocuparse de comprobar si las ayudas a los bancos llegan a donde se suponía que debían llegar: a los económicamente más débiles, a través de créditos que los bancos, todavía, se resisten a conceder. Que no confíe Rajoy que la mala situación de Zapatero significa que a él va todo sobre ruedas. Cuando le hablan de disidencias suele responder que los que enredan no tienen base, no cuentan con el poder real, el poder regional. Ojo, que las cosas ya no son así. Esperanza Aguirre es leal, pero mentarle a Gallardón es mentarle la bicha, y Rajoy ya no puede quedarse cruzado de brazos ante la pelea. Un líder debe transmitir autoridad, y en Rajoy no se ve ni se ha visto. En cuanto al apoyo de los que tienen influencia regional, habrá que ver si el de Camps continúa siendo tan firme como lo era hace unos meses. Aunque tampoco Camps atraviesa su mejor momento: las elecciones de Alicante las ha ganado Ripoll contra todo pronóstico, a pesar de que Camps y los suyos estaban seguros de que tenían todo atado y bien atado. La decisión de Ibarretxe de hacer coincidir las elecciones vascas con las gallegas ha dejado descolocado al PSOE que estaba convencido de que las vascas serían finalmente en abril. No es una buena noticia para los socialistas; se movilizará más el voto con la intervención de los líderes nacionales, pero a nadie se le escapa que los socialistas gallegos no defienden exactamente lo mismo que los socialistas vascos, y ahí tiene el PP una cuña que meter en campaña. Aparte de que el BNG no quería la coincidencia ni de broma, precisamente para evitar así que se desdibujara el sentimiento nacionalista gallego. Las encuestas siguen diciendo que el PP roza la mayoría absoluta, la única que le permitiría gobernar en Galicia, pero ya se sabe cómo son las encuestas: no siempre aciertan. A veces es más útil dejarse llevar por la intuición, por la nariz. Recelos, pero no suficientes La decisión de Ibarretxe de hacer coincidir las elecciones vascas con las gallegas ha descolocado al PSOE EFE PUNTO Y SEGUIDO 2009: ZP y MR se la juegan POR PILAR CERNUDA a a ser una catástrofe, lo dice todo el mundo excepto Zapatero, que sigue en su permanente limbo, en su optimismo funcional, en su triunfalismo desmedido, y asegura que se verá la luz en el último tramo del 2009. Ojalá fuera así, pero no hay un solo analista solvente que augure una mejoría de la situación hasta bien entrado el 2010. Si ZP cuenta con un gurú excepcional, riguroso y serio, que facilite su filiación, más que nada para que también el resto de los habitantes del planeta podamos contagiarnos de la sonrisa del presidente y nos V instalemos junto a él en su nube color de rosa. Zapatero se la juega en el 2009. Nos la jugamos todos- -es angustiosa la falta de trabajo; detrás de cada cifra, de cada afiliación de parado hay una historia dramática- pero el presidente más que nadie. En el 2009 tendrá que demostrar si tiene un programa verdaderamente solvente y no gobierna a golpe de ideas- -de ocurrencias, diría Rajoy- -que anuncia de forma irresponsable sin tener en cuenta sus consecuencias. Ha contentado a los barones regionales influyentes del PSOE y del PP pero mantiene en el hoyo a las autonomías menos pudientes, aparte de que mengua