Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
30- 31 D 7 LOS DOMINGOS DE PIXI Y DIXIT Ser familia numerosa es una locura Angelina Jolie. Actriz. SUPERCOSAS El teatro me parece más fácil que la TV Amparo Baró. Actriz. A la mafia del Madrid no le vendería ni un virus Alex Ferguson. Entrenador del Manchester United EPA Avenue, que todavía es mejor) ha vivido siempre en modo Greta Garbo, así que no se entiende mucho que ahora pretenda convertirse en James Stewart Mr. Smith goes to Washington por mucho que de pequeña viviera en la Casa Blanca, cuando nunca ha demostrado el más mínimo interés en seguir el negocio familiar (el de la política, no el de palmarla) Y da igual si Michael Moore, antes de la elección del candidato a vicepresidente con Obama, pidió que fuera ella la elegida. Como éramos pocos, ya ha salido The National Enquirer con una pista sobre por qué quiere ser senadora. Aunque la Kennedy ha nacido acostumbrada a la atención pública, el paso adelante dado desde el apoyo a Obama, y no digamos desde el absurdo deseo de ser senadora, la ha hecho una presa más que codiciable por la prensa. Y por The National Enquirer Según el Enquirer, si Caroline Kennedy quiere irse a Washington no es sólo para ser senadora en el asiento que un día ocupó su tío Robert sino quizá también para escapar de su terrible matrimonio con Ed Schlossberg, con quien tiene tres hijos y, según la siempre creativa publicación, una de esas separaciones en familia de los ricos muy finos. Desde luego, lo mejor que ha podido hacer Caroline ha sido recuperar el Kennedy y olvidarse de apellido tan impronunciable. La teoría matrimonial, muchos años después y en otra na- ción, daría la razón a Disraeli, que aseguraba que ningún hombre se hace asiduo a la Cámara de los Comunes hasta que se casa. Otro cotilleo es el que habla de su relación con el editor de The New York Times Arthur Sulzberger Jr. un amigo muy especial. Nada que a ella vaya a sorprender. Caroline Kennedy (de cara formación jurídica) y Ellen Alderman son coautoras de dos libros sobre derechos civiles. Uno, In Our Defense: The Bill of Rights Y otro, The Right to Privacy donde ambas (una famosa, la otra no) explican lo fácil que puede ser violar el derecho a la intimidad. Y no es sólo el chisme, también están las críticas a su cualificación. Pero qué necesidad tendrá de ponerse a trabajar (nunca ha tenido un empleo estable más allá del voluntariado pijo) Si no le gusta Park Avenue, que se vaya a la finca que heredó de su madre en Martha s Vineyard. Al fin y al cabo, se le está empezando a poner la misma cara de su abuela menguante Rose tomando el sol en el porche de la casa familiar de Hyannis Port. Antes, todos respetaban a Caroline. Ahora se ha levantado la veda. No es habitual que un Kennedy se ponga tan a tiro. Ay, con esta familia no valen las metáforas. Jon Hamm, nuevo sex symbol y señor de pelo en pecho AP Hablemos de wáteres a sido una señora diputada del PP la que ha abierto la espita preguntando por los wáteres de la Moncloa. Pues si quieren hablar de esas cosas vamos a ello. El dinero gastado en retretes y en su desodorización nunca será suficiente. Pero hay otros wáteres más importantes en los que fijarse ¿Es que nadie va a poner fin a esa bonita y apestosa impresión de España que dan los servicios de la T 4, adonde es mejor ir con todo hecho de casa? No se trata sólo de la dudosa inteligencia de las cisternas automáticas, cuyo libre albedrío deja bastante que desear, es que es más agradable reventar. H doff. En el fondo, lo que impresiona leyendo todas estas noticias no es lo que los nuevos ricos pierden sino lo que tienen. Lo que seguro que no tiene Arpad Busson es fetichismo de pies porque su novia es probablemente la mujer con los pies más feos del universo (sólo hay que ver Kill Bill S De pelo en pecho e acabaron los hombres con menos pelo corporal que nosotras, tonadilleras o no. Esos pechos limpios y suaves como el culo de un bebé están out, salvo que seas nadador en plena competición. Los Brad Pitt, Leonardo DiCaprio o George Clooney (véase este verano tomando el sol en el barco de Cindy Crawford) han sido superados por el nuevo sex symbol, Jon Hamm, el protagonista de Mad Men un señor de pelo en pecho como los de antes (y mucho más guapo que Burt Reynolds) O por el niñato Ed Westwick de Gossip Girl (éste, para quien lo quiera) O por Steve Carell, abofeteable en The Office pero adorable en el cine. Ya saben, donde hay pelo, etcétera. El novio de Uma l más que millonario Arpad Busson es uno de los damnificados de la estafa de Bernard Madoff. El ex de Elle McPherson (y padre de sus dos hijos) y actual prometido de Uma Thurman tenía 230 millones de dólares de su fondo de inversón EIM (valorado en 11,5 billones de dólares) en manos de Ma- E NI SE TE OCURRA Mmmm... Hueles a Whopper Pese a la cercanía del Día de los Inocentes, nada lleva a pensar que en Burger King estén pensando en nuestras tradiciones. Pero lo cierto (aunque siga pareciendo increíble) es que la firma de comida rápida ha lanzado esta semana online, y sólo en algunos restaurantes de EE. UU. un perfume en edición limitada por menos de cuatro dólares. Flame un body spray para hombre, ofrece la esencia de la seducción con una insinuación de carne a la parrilla Los caminos de la publicidad son inescrutables. Qué lejos quedan los paseos por la Kasbah, los hombres que dejan huella o esas distancias cortas donde una colonia se la juega. O no, porque un tío se la juega oliendo a Whopper. Fragancia de hamburguesa, lo último en perfumes para hombre ABC