Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
14 9 08 LA IMAGEN ¿Dónde está Kim? TEXTO: FERNANDO PASTRANO FOTO: EFE KCNA arece un juego. Juguemos. ¿Dónde está Kim? Veamos. Hay un mar rojo compuesto por pequeñas hormiguitas humanas. En medio una isla marrón formada por puntitos caqui. Marea contenida por edificios del más puro estilo soviético. Descubrir ahí a este Wally es la gracia del juego. No lleva camiseta a rayas como el otro, ni pantalones vaqueros, ni gorro. Siempre va con una especie de chándal grisáceo- arreglao pero informal -para ocultar la barriguita, tupé cardado y alzas para disimular su pequeñez. Pero no engaña a nadie, aunque sus hagiógrafos se empeñen en llamarle Gigante de su época Parece un juego, pero no lo es. No destrocen su agudeza visual. Aquí no está Kim. Eso dicen. En este mar escarlata de la enorme plaza Kim Il- sung de Pyongyang- -75.000 metros cuadrados, hermana pequeña de la pequinesa Tiananmen- -el pasado martes Corea del Norte celebró su 60 aniversario. Las hormiguitas son cien mil norcoreanos amaestrados y acongojados, y las caquitas, militares. El muñecote que teníamos que descubrir no es otro que el Querido líder Kim Jong- il, máximo dirigente del país más cerrado de la tierra, de una de las últimas- ¿la última? -dictaduras rojas que van quedando. Cromo anacrónico que intenta resucitar las estampas de la Revolución Cultural o de las paradas estalinistas de la Plaza Roja. Llega un poco tarde. El fotógrafo muestra la masa, pero olvida astutamente la levadura. La tribuna queda fuera de encuadre, bajo estas líneas. Allí debería estar el sátrapa, pero la noticia es que no acudió al sarao. Y eso que le gusta figurar más que a nadie. ¿Dónde está Kim Jong- il? Los rumores- -como siempre pasa en estos casos- -se han disparado. Kim está muerto o agoniza. La diabetes ha podido con él. Quizá la palmó en una orgía a las que dicen que es (era) tan aficionado. ¿Sobredosis de Viagra? ¿Pero no tenía una cohorte de sosias? ¿Dónde están los dobles? ¿También se los han cargado? No importa, Kim está aquí y aquí, como la mosca cojonera de la canción. Nada ha cambiado en la atribulada Corea del Norte. Hasta que el aparato nos diga que ha ascendido al monte Paektu. P