Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
24 8 08 CLAVES DE ACTUALIDAD Escaparates de la democracia Convenciones (Viene de la página anterior) ron hasta la victoria de Ronald Reagan en 1980. Convención demócrata de 1968 Chicago: Antes y después Unas primarias extremadamente reñidas, una guerra bastante impopular y un presidente desprestigiado. Suena como el preámbulo a la convención que los demócratas celebrarán la semana que viene en Denver. Pero en agosto de 1968, ese era el panorama al que se enfrentaba el Partido Demócrata después de la renuncia del presidente Lyndon Johnson a buscar otros cuatro años en la Casa Blanca en mitad de la guerra de Vietnam y los asesina- tos en cadena de Martin Luther King y Robert F. Kennedy. Los contrastes de un año clave como 1968 también se dejaron notar en la convención convocada entre el 26 y el 29 de agosto en el Internacional Amphiteatre de Chicago. Los delegados, en su mayor parte elegidos por los jefes del partido y organizaciones afines, no tuvieron grandes reparos en elegir como candidato para la Casa Blanca al vicepresidente Hubert Humphrey sin haber participado en las primarias. Pero en la calle, miles de jóvenes- -de la emergente generación del baby boom producido tras la Segunda Guerra Mundial- -se dedicaron a escenificar sus frustraciones políticas y retar la prohibición de manifestarse dictada por Richard Daley, el inefable alcalde de la ciudad de los vientos. Junto a la televisada violencia y brutalidad policial, las protestas radicales utilizaron su dosis de farsa para cuestionar las re- glas del juego del Partido Demócrata. Uno de los grupos más famosos, el Youth Internacional Party (Partido Internacional de la Juventud o yippies llegó a nominar como candidato presidencial a un gigantesco cerdo llamado Pigasus Además de sugerir introducir una masiva dosis de alucinógenos en el suministro de agua potable de Chicago. El descrédito del Partido Demócrata, controlado por una camarilla de altos cargos, y la consiguiente victoria de Richard Nixon terminaron por forzar una reforma en profundidad con ayuda de una comisión presidida por el senador George McGovern. El resultado fue un proceso de selección de candidatos mucho más abierto y representativo, en detrimento del absoluto control y protagonismo del establishment del partido. Sin duda, el triunfo de Barack Obama en las primarias del 2008 no se explica sin el antes y después de Chicago en 1968. POLÍTICA EN PRIME TIME DANIEL UREÑA Socio- director de Mas Consulting España Homo videns es un magnífico libro escrito por el periodista italiano Giovanni Sartori, en el que teoriza sobre la influencia de la televisión en la sociedad y, especialmente, en la democracia. Sartori acuña el término de videopolítica y define con claridad los cimientos en los que se sustenta la nueva forma de hacer política, aquella que se nutre de la televisión como principal herramienta. Si hay algún país donde el juego político se asemeja al panorama expuesto por Sartori ése es Estados Unidos. Pero no es un fenómeno exclusivamente norteamericano, sino que se trata de una tendencia global emergente en todas las democracias, incluida, por supuesto, la española. El autor explica con nitidez los cuatro grandes conceptos que fundamentan la videopolítica la imagen, la emoción, el espectáculo y la contemplación. La campaña electoral americana está siendo un claro ejemplo de todo ello. Y las convenciones de ambos partidos, que tendremos a lo largo de las próximas dos semanas, son el mejor exponente: política en prime time En Denver (Colorado) los demócratas se reunirán durante cuatro días y las principales televisiones del país retransmitirán en directo el evento. Por ello, los organizadores han preparado una actuación especial para cada día para el horario de máxima audiencia. El lunes será el turno de Michelle Obama, la esposa del candidato. El martes, de Hillary Clinton y de Mark Warner, ex Gobernador de Virginia y responsable del llamado Keynote Adress el discurso más importante después del de Obama. El miércoles será Tammy Duckworth, veterano de la guerra de Iraq, y el del nuevo candidato vicepresidencial, una de las grandes incógnitas de las últimas semana. El jueves intervendrá el anfitrión y Gobernador de Colorado, Bill Ritter y, como no, Barack Obama, que es probable que sea presentado por Al Gore, momento que será posiblemente el de mayor audiencia. Los republicanos, por su parte, no se han quedado atrás y han preparado a sus pesos pesados para su cita en Saint- Paul (Minneapolis) Arnold Schwarzenegger, George W. Bush; Laura Bush; Mike Huckabee; Rudy Guliani, Cindy McCain (esposa de John McCain) Bob Guindal (Gobernador de Louisianna) el senador hispano Mel Martinez y el propio John McCain. Como veremos, las convenciones se han convertido en grandes platós de televisión en los que los partidos tratan de mostrar a sus figuras más mediáticas en un ambiente de fiesta y optimismo. Todo ello, con un único objetivo: convertir al mayor número posible de telespectadores en votantes activos el próximo 4 de noviembre. El republicano Goldwater fue presentado como un extremista dispuesto a una guerra nuclear AP