Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
27 7 08 GENTE BEATRIZ CORTÁZAR Al punto La pasión turca de Gonzalo y Eugenia Eugenia Martínez de Irujo en Marbella, en una imagen de las vacaciones del pasado año ada como estar feliz para relajarse. Es la mejor medicina contra el estrés y de ahí que todo valga con tal de llegar a ese estado de placidez donde uno aprende a desdramatizar y disfrutar de todo lo que pasa delante de nuestros ojos. Por eso con la felicidad ocurre como con el dinero: que no se puede ocultar, siempre aflora. Felices y enamorados están este verano Gonzalo Miró y Eugenia Martínez de Irujo y eso siempre es una buena noticia. Superados quedaron sus problemillas de antaño y hoy vuelven a formar una pareja ilusionada y dispuesta a vivir su momento sin que eso implique anunciarlo a los cuatro vientos (más bien apuesto a que preferirían que ninguno habláramos de ellos) ni esconderse o huir puesto que tampoco tienen nada de lo que avergonzarse. Todo esto viene a cuento por los cuatro días que la pareja ha pasado en Estambul y que les ha servido como aperitivo privado de unas vacaciones donde seguro que les veremos a menudo por Marbella, Ibiza o cualquier otro destino playero. Pero lo de Turquía fue más exótico y más íntimo y eso que viajaron hasta ese país para participar (Gonzalo) en la guía que Mahou Premium Light ha creado con el fin de contribuir a un mundo más sano y ligero y donde aparecerán consejos y clases magistrales de especialistas en belleza, alimentación o forma física. Como muestra hubo una excursión a bordo de un impresionante velero de 60 metros por el Bósforo, durante la cual, la peluquera Lorena Morlote dio una clase magistral a FOTOS: ABC N Gonzalo Miró atiende a las lecciones sobre cuidados y estética de Lorena Morlote, en pleno Bósforo Boris Izaguirre, la actriz Melanie Olivares, Gonzalo Miró y Viqui Martín Berrocal. Cremas antiarrugas, iluminador de ojos, labiales protectores y agua vaporizada para refrescar los maquillajes son algunos de los básicos que recomienda. Tras sus consejos llegó la entrenadora María Giner a la cubierta del barco con sus enormes pelotas de Pilates para impartir una clase de gimnasia y destacar lo mejor de esa técnica. Aplicados y dispuestos a recolocar su espalda estuvieron Boris y Melanie, mientras Martín Berrocal dejó