Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
28- 29 D 7 LOS DOMINGOS DE ja de cambios manual y el último también está disponible con cambio robotizado, que le proporciona una reducción de consumos, con 4.5 litros cada 100 kilómetros en el ciclo combinado, que se traduce en 1.000 km de autonomía con un depósito lleno. En cuanto al equipamiento, al Fiorino no le falta de nada: cierre centralizado, ABS (de serie) volante regulable, climatizador, elevalunas eléctricos delanteros, doble espejo eléctrico antiempañamiento, faros antiniebla, asiento del conductor regulable en altura, sensor posterior de aparcamiento, airbag del conductor, airbag de pasajero y laterales. El cierre de las puertas anteriores y posteriores es independiente, de forma que es posible utilizar el vano de carga cuando la cabina esta cerrada, solución que ofrece mayor seguridad a los profesionales. Un neumático que consume menos Michelin acaba de lanzar la cuarta generación de neumáticos verdes para automóviles, los nuevos Energy Saver, capaces de ahorrar hasta un 0,2 litros de carburante cada 100 kilómetros y reduciendo de este modo hasta 4 gramos de CO 2 en cada kilómetro recorrido. Con estos ahorros es posible amortizar el precio de un neumático al cabo de 45.000 kilómetros. Además, con los nuevos neumáticos Saver es posible reducir hasta un 20 por ciento la resistencia al rodamiento y frenar en distancias más cortas, con un mayor agarre sobre superficies de baja adherencia, en especial cuando su rueda sobre mojado, gracias a su mayor poder de evacuación del agua. Estos neumáticos están disponibles para toda las gama de turismos en todas sus gamas. Kawasaki Ninja 250 R Deportiva a escala Una moto con un planteamiento sencillo, una hermana menor de las Ninja 600 y 1000, pero que le va la marcha, y con ella es posible correr la Junior Cup POR JM PÉREZ LAGO n el mercado español hay pocas opciones de moto en el segmento de las 250 y para los que empiezan o para los que la 125 ya se les queda pequeña hay poco donde elegir. En Kawasaki se han dado cuenta de ello y han diseñado una moto que, sin dejar de ser utilizable a diario, puede dar un paso más allá y convertirse en una Ninja a escala, con un gran equilibrio entre lo práctico y lo deportivo, con la potencia justo en el límite del carné convalidado. Lógicamente el planteamiento general de la moto es más sencillo que el de sus hermanas de 600 y 1000 centímetros cúbicos, pero suficiente para las prestaciones de esta bonita 250. Su chasis está formado por tubos de acero, con el basculante del mismo material, las suspensiones, horquilla convencional y monoamortiguador trasero, son efectivas y bien taradas para el uso de la moto. Tam- E bién los frenos, con discos floreados cumplen bien su misión. A simple vista parece un poco escasa de goma, pero, como pudimos comprobar, el 130 70 17 trasero es suficiente para rodar con seguridad y no roba prestaciones a la moto. El motor es un bicilíndrico en línea, con inyección y refrigeraMotor: Bicilíndrico 4 T Cilindrada: 249 c. c. Arranque: Eléctrico Alimentación: Inyección electrónica Potencia: 33 CV a 11.000 rpm Par: 2,24 Kgm a 8.200 rpm Transmisión: Por cadena Cambio: 6 velocidades Frenos: Disco delantero 290 mm. trasero 220 mm Ruedas: 110 70 17- 130 70 17 Altura asiento: 775 mm Peso en seco: 154 kg Precio: 4.349 euros ción líquida. Funciona bien desde abajo, pero si quieres diversión hay que mantener la aguja del cuentavueltas por encima de las 6.000 revoluciones, cosa fácil porque a esta Ninja le va la marcha. Es muy silenciosa y sólo llama la atención por el buen aspecto general y de terminación que tiene. Pese a su aspecto deportivo, la postura de conducción es erguida y amplia, muy cómoda para cualquier talla y bien pensada para el uso diario. Su carenado la identifica rápidamente como una Ninja, protege lo necesario y mantiene la estrechez para moverse con soltura en la ciudad. Es una buena ciudadana y cumplirá sin quejarse en el día a día, pero además con ella tienes la posibilidad de divertirte en carretera. Sólo deberás tener en cuenta un par de cosas, buscar recorridos lo más retorcidos posible y mantener el motor alto de vueltas, el resto lo hace ella. Es suave de mandos, muy ligera en los cambios de dirección y difícilmente te descabalgará por exceso de potencia, y si todavía quieres más emociones puedes apuntarte a la Ninja Junior Cup. En verde o negro, esta Ninja 250 no te defraudará. jmperez abc. es