Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
15 6 08 VIAJES Los alcatraces dominan los espolones rocosos de Muckle Flugga, al norte de la isla de Unst Shetland El gran teatro de las aves (Viene de la página anterior) cillos y págalos. Es como el gran teatro de las aves dice Thomason, un tipo con capacidad de asombro a pesar de la costumbre. Al rodear la isla de Bressay de regreso a Lerwick, la capital de las Shetland, es posible sorprender a las focas holgazaneando sobre las rocas. Junto a las marsopas, son los únicos mamíferos que crían aquí. Ni se inmutan cuando las fusilan con las cámaras a corta distancia. De hecho, no tienen inconveniente en acercarse al puerto a buscar los restos que les arrojan los operarios de las fábricas procesadoras de pescado. Sumburgh Head es uno de los primeros nombres que aprende el visitante al llegar a las Shetland, porque toma tierra junto a ese cabo situado al sur del archipiélago. La pista de aterrizaje atraviesa la carretera, o al revés, así que los coches deben permanecer parados tras una barrera cuando algún avión está en danza. Guardias de seguridad vigilan para que nadie caiga en la tentación de hacer el tonto. Desde el faro se tie- El cabo de los frailecillos El broch de Mousa, torre que ha viajado en el tiempo desde la Edad de Hierro ne una excelente perspectiva del trasiego aeroportuario, aunque nadie en su sano juicio sube a Sumburgh Head para ver aviones, sino, cómo no, aves marinas, en especial frailecillos, esos pequeños balines negros de pico colorido y aspecto cómico (mucha gente piensa que tienen buen tamaño al ver los primeros planos que publican las revistas de naturaleza, pero su talla apenas supera un palmo) Uno puede sentarse en la mullida hierba que crece en