Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
22- 23 D 7 LOS DOMINGOS DE Redes vacías secándose al sol en Anse la Raye, pueblecito pesquero, en declive, a pocos kilómetros de la capital, Castries tes, de colores, una metrópoli caribeña que los sábados por la noche sale en tropel a bailar salsa en las calles. Por no hablar de Soufriere, una ciudad menos metropolitana pero mucho más turística cuyas playas son el punto perfecto para admirar los dos Pitons- -las montañas de 768 metros de altura (Gros Piton) y 750 (Petit Piton) que inspiraron la bandera de Santa Lucía- -que parecen emerger del mar. O la placentera playa de Anse Chastenet, de negra arena volcánica con unos fondos marinos poblados de corales y peces de arrecife. Hasta el modesto Anse La Raye, un pueblo de pescadores en franco declive, donde las redes permanecen deshilachadas tendidas al sol mientras los hombres fuman a la sombra de sus esquifes recordando tiempos mejores en los que abundaba la pesca. El buhonero de la fruta en su particular esquife en el que navega de playa en playa ofreciendo su mercancía