Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
12- 13 D 7 LOS DOMINGOS DE Entretenimiento y conocimiento FERNANDO GARCÍA DE CORTÁZAR HISTORIADOR La decimoquinta obra de misericordia es no publicar obras inútiles. A la luz de esta reflexión, me parecen bien las obras que entretengan, que hagan pensar, que estén bien escritas, que sugieran... Soy muy beligerante en la defensa de la buena literatura, que, por supuesto, no es sinónimo de ficción, y todos los lectores deberíamos ser muy exigentes con lo que se nos ofrece para que no nos den gato por liebre. Desde el comienzo de mi camino como historiador pensé que la historia sólo puede ejercer de reina de las humanidades si sabe expresarse de una forma bella, con un vigoroso estilo literario, lleno de fuerza y emoción. El interés por la ficción relacionada con la historia debería alegrarnos a los historiadores si no estableciera una diferencia entre la Historia y un campo ambiguo donde la ficción acaba muchas veces en el gusto por lo sobrenatural y el misterio. O cuando la ficción acaba construyendo un anacronismo en el que los personajes del siglo XIV actúan como si sus valores pudieran ser equiparables a aquellos en los que han sido educados los nacidos en la segunda mitad del XX. Esa necesidad de entretener que se presenta como algo distinto a conocer aunque se manifieste ataviado pretenciosamente de esa actitud y la gente cree que aprende algo de historia, es la que ha hecho renacer la novela gótica, el misterio, el terror... mezclando la fascinación por mundo futuros. Lo histórico de la actual oferta novelística no es la Historia sino aquel relato que sea capaz de entretener, proporcionando una evasión no sólo por su carácter de ficción sino por su instalación en otro tiempo La aparición de una novela histórica hegemónica en la oferta bibliográfica tiene mucho que ver con un mercado que orienta el gusto del consumidor con mayor agudeza de lo que solemos pensar. La masificación de la cultura ha impuesto la eliminación de la diferencia entre baja y alta cultura y ha conducido a un relativismo que pone en peligro el concepto mismo de excelencia. Esa multiplicación de público dispuesto a consumir obliga a que la obra literaria se oriente hacia un mercado en el que rige la idea de que todo es una cuestión de gusto y que El código Da Vinci puede ser de igual valor estético que El nombre de la rosa Este crecimiento se apoya en una crítica global a la cultura que acaba por determinar la pérdida del principal de sus elementos: su jerarquización en obras de entretenimiento banal y obras de arte propiamente dichas. Las falanges macedonias frente a las legiones romanas El imperio español pervive hasta el siglo XX Sherlock Holmes y Chaplin investigaron... juntos Relatos ucrónicos sobre Franco por autores españoles en Elemental, querido Chaplin reúne a Charles Chaplin con Sherlock Holmes- -personaje que realmente existió -en una ficción policíaca donde aparecen Einstein, Oscar Wilde y Fu Manchú. escritor madrileño, autor de Señores del Olimpo Los hechos son inventados, pero la ambientación es histórica. He manejado más de cien obras para documentarme. No planteo qué hubiera supuesto ese enfrentamiento para nuestro tiempo; me limito a hacer un relato en su contexto específico Para Negrete, que prepara una novela histórica sobre las Guerras Médicas, el género fantástico ha llegado a su madurez. La masa crítica de lectores es mayor gracias a los fenómenos de El Señor de los Anillos y Harry Potter Su función ha sido pedagógica al enganchar a los jóvenes a la lectura, pero ahora es necesario dar un paso más para llegar a todo tipo de público El libro de Negrete ha sido editado por Minotauro dentro de su colección Ucronía. La aparición de este tipo de relatos no es excepcional, y ya podríamos hablar de un fenómeno asociado a la ciencia ficción. Roma eterna de Robert Silverberg- -ganador de cinco premios Nebula y otros tantos Hugo- parte de la pre- El imperio español vive misa de que el imperio romano nunca cayó y no hay poder sobre la faz de la Tierra capaz de resistir su acometida. Pashazade de Jon Courtenay Grimwood, sitúa la trama en el siglo XXI de un mundo en que Alemania ganó la Primera Guerra Mundial y pervive el imperio otomano. Los autores españoles también han encontrado en la ucronía una tierra de conquista. Eduardo Vaquerizo plantea en Danza de tinieblas esta hipótesis: Felipe II muere en la primavera de 1571 a causa de un accidente de caza y su hermano Juan de Austria regresa victorioso de la batalla de Lepanto para ocupar el trono. Así se forja una España distinta que en 1927 conserva sus territorios de ultramar, está enfrentada con Roma y aún acoge a moriscos y judíos. Y Rafael Marín,