Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
30 9 07 EN PORTADA Izquierda mediática Es la guerra (Viene de la página anterior) que se está creando un problema entre diferentes grupos y no que uno sea el culpable Habló de que le parecía una barbaridad que existiera en este momento un fuego amigo entre grupos que tienen un componente ideológico similar. Lo cierto es que, contrastado lo que publicó El País y cómo recogieron sus palabras el resto de medios, se observa que hasta se han atrevido a manipular lo dicho por un ex presidente del Gobierno Según Contreras, cuya televisión ha crecido un 3,7 mientras que la primera guerra del fútbol fue cien por cien política, la actual es una guerra totalmente empresarial y económica, pero que Prisa quiere estratégicamente transformar en un conflicto ideológico para presionar al Gobierno. Para ello ha inventado una farsa absolutamente ridícula Un complot pro ZP y contra el grupo del que es consejero delegado Juan Luis Cebrián del que él y Barroso serían los ideólogos. Para crear esa mentira- -asegura el responsable de La Sexta- -necesitas tener algún elemento de conexión, y la única persona de la Administración con la que se puede encontrar una relación de más de diez años para decir que compartimos acciones de una misma empresa es Miguel Barroso. A Barroso lo conozco desde hace más de 20 años, lo mismo que a Alfredo Rubalcaba. A Zapatero le conocí antes de que fuera presidente y desde que llegó a La Moncloa no le he visto nunca a solas ni he tenido jamás una relación personal con él, ni juego con él al baloncesto- -me rompí la rodilla hace año y medio- ni nunca le hemos llamado para asuntos de La Sexta ni del Grupo, cosa que sí ha hecho Prisa. Decir, por tanto, que como a amigos nos han regalado La Sexta, que la otorga el Ministerio de José Montilla y con Barroso en la Casa de América, es una barbaridad. Es más, la licencia se obtiene mediante un concurso, el de la televisión en abierto, que por primera vez en la democracia no fue recurrido por nadie. Curiosamente, en ese mismo proceso de reforma del sector se concedió a Prisa el favor que pidió directamente al Gobierno para cambiar la licencia de codificado a abierto con La Cuatro, y que sí supuso modificar las reglas. Ahora se olvidan de eso En realidad, añade este doctor en Periodismo que además preside en España la organización a favor de la infancia Save The Children, lo único que hemos hecho es lo que llevamos haciendo desde hace veinte años, que es trabajar en el sector de la televisión y de los medios audiovisuales. Lo digo para esos que dicen que de dónde hemos salido y le aseguro que pocos negocios son tan públicos como el nuestro. Por suerte desde Médico de Familia hasta Siete Vidas por poner algunos ejemplos, hemos tenido éxito con nuestros trabajos, lo que nos ha permitido ir creciendo. Te vas haciendo un hueco y compites con otros grupos. ¿Dónde se ha producido el único problema? Con la llamada guerra del fútbol, donde los intereses del Grupo Prisa coinciden Las sospechas Cuando Esperanza Aguirre se topó con Barroso en Casa de América se quedó perpleja de que con el pastón que podía ganar en los medios estuviera allí por 4.000 euros frontalmente con los nuestros: antes la titularidad de los derechos estaban en manos de Sogecable y, a partir de 2009, estarán en manos de Mediapro. ¿Hay una discrepancia sobre los derechos y el contrato? Pues que lo diluciden los tribunales. Pero Sogecable, en vez de esperar a que eso suceda, decide romper absolutamente con todo y abre una guerra mediática, económica, política, para presionar a todos los niveles. Y es sospechoso que eso además se produzca después de un año sin decir nada, cuando el conflicto viene desde julio del año anterior. Posiblemente piensen que, como los tribunales no les van a dar la razón, hay que presionar al Gobierno. No olvidemos que estamos a escasos meses de las elecciones. ¿Y cómo puede intervenir el Gobierno? La única manera es a través del Servicio de la Competencia, al que curiosamente el pasado fin de semana dedicaban una página entera, con una entrevista homenaje a su presidente, ex diputado del PP con todo tipo de elogios. Si llevan razón, repito, ¿por qué no esperan a la solución judicial? Lo que ocurre es que la primera batalla en los tribunales ya la perdieron y alguna más van a perder inmediatamente. De momento, todas las cartas de rectificación que hemos enviado a los medios de Prisa y que no ha publicado jamás, negándonos un derecho constitucional, han sido enviadas a los juzgados correspondientes. Prisa tiene mucho poder, pero por ahora existen tribunales y leyes, y un derecho de competencia empresarial al que no están acostumbrados En el círculo íntimo de Barroso, el otro ideólogo de esta operación de la izquierda mediática pro ZP- -según Prisa- se ha insistido a D 7 en que desde que este periodista dejara hace dos años su responsabilidad en el Gobierno como secretario de Estado de Comunicación- -y fuera sustituido por Fernando Moraleda- no ha vuelto a tener ninguna relación con los medios, ni siquiera ha escrito una línea que no sea para su nueva novela ambientada a 8.000 kilómetros de aquí, en Miami, y a una distancia en el tiempo de más de 50 años, para que nadie quiera ver ningún paralelismo Una rectitud rayana en el ascetismo: cuando la presidenta de la Comunidad de Madrid, Esperanza Aguirre, se lo encontró en Casa de América se sorprendió de que estuviera allí por 4.000 euros de sueldo, cuando en los medios te pagarían un pastón Se ha autoimpuesto una incompatibilidad de por vida- -añadieron los mismos informantes- Todo lo que se ha dicho es falso: la ley no daba lugar a una televisión, sino a un concurso público, que cuando se convocó, Miguel llevaba Barroso, el ideólogo Primer número de Público recibido con alegría por el secretario de Movimientos Sociales del PSOE por ser un diario republicano AFP