Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
30- 31 D 7 LOS DOMINGOS DE POR DENTRO Motores: De gasolina V 8 de 5,5 l y 388 CV; V 12 de 5,5 y 517 CV, y AMG V 8 de 6,2 l y 525 CV y V 12 de 6 l y 612 CV. Transmisión: Propulsión trasera All- mode 4 x 4, con cajas de cambio manual o automática (opcional) de 6 velocidades. Suspensión: Delantera y trasera de paralelogramo deformable, ambas independientes. Frenos: Discos ventilados en ambos ejes, con ABS y EBV y asistencia a la frenada. Dirección: Asistida de cremallera. Prestaciones: Velocidad máxima, 250 km h. Aceleración, desde 5,4 hasta 4,4 segundos de 0 a 100 km h. Consumo medio: Desde 11,1 hasta 14,8 l cada 100 km. Largo ancho alto: 5,06 1,87 1,41 metros. Capacidades: Maletero 490 litros. Depósito, 90 litros. Garantía: 2 años sin límite de km. Precios: CL 500, 120.400 euros; CL 600, 167.200; CL 63 AMG, 158.600, y CL 65 AMG, 236.300. la dirección del coche y dejar que acelere y frene en función del tráfico, siempre sin sobrepasar la velocidad máxima que le indiquemos. Otro tanto puede decirse de las luces direccionables, por su utilidad, y probablemente entra más en el terreno del capricho la posibilidad de instalar el sistema de visión nocturna. La versión CL 500 dispone de un motor V 8 de 5,5 litros y 388 CV que en el caso del CL 600 cubica apenas un poco más, pero con 12 cilindros y que ofrece 517 CV Existen ade. más dos versiones con más fuerte carácter sport, la 63 AMG, con motor V 8 de 525 CV y la 65 AMG con un motor V 12 de 612 CV Uno de los modelos con sidecar que pueden contemplarse en la muestra ABC Motos de época Mejor Ángel Nieto que Pedrosa Más de doscientas piezas clásicas se dan cita este fin de semana en la villa medieval de Cartes (Cantabria) Una oportunidad para los nostálgicos POR MIGUEL ÁNGEL BARBERO CARTES (CANTABRIA) ara algunos, cualquier tiempo pasado fue mejor. Para otros, simplemente diferente. Pero en cualquier caso, merece la pena recordarlo. En plena vorágine del Cuéntame cada año se repite en la villa cántabra de Cartes la misma experiencia: una reunión de motos antiguas cuyo único requisito es que hayan cumplido al menos un cuarto de siglo. Con esta mayoría de edad motociclista como norma de riguroso cumplimiento, los pepinos de nueva construcción no son bien recibidos. Vamos, que los asistentes son más de recordar las gestas de Ángel Nieto que las de Dani Pedrosa. Las marcas que se presentan son una delicia para los nostálgicos. Desde las típicas BMW, Lube, Guzzi, Ducati, Vespa o Lambretta a las Derbi, Ossa, Bultaco o Montesa con las que disfrutaban los españoles hasta bien entrada la democracia. Y lo curioso es que la mayoría de ellas estaban abandonadas en desguaces, almacenes y pajares hasta que se han reincorporado al patrimonio automotor nacional gracias al entusiasmo de unos cuantos aficionados. Hace doce años rehabilitamos tres Guzzis y nos hicimos P una foto bajo el Torreón medieval, que fue la semilla de todo esto- -comenta Javier Francés, organizador de la reunión- Aunque lamentablemente esa imagen se ha perdido, merece la pena todo lo que ha venido después Con mucho trabajo y entusiasmo lograron el apoyo de empresas e instituciones y el prestigio de la prueba fue en aumento. En estas once ediciones han pasado por nuestro pueblín cientos de personas, de toda España y del extranjero, a las que nos hemos esforzado por acoger y contagiar nuestra experiencia explica. En efecto, las citas se convierten en toda una feria del sector. Aparte de las rutas turísticas por toda la provincia (este año se centran en los valles de Cabuérniga y el Nansa y los Picos de Europa, el sábado, y la zona costera occidental, el domingo) se celebran exposiciones, pruebas deportivas y, sobre todo, gastronómicas. Con el buen comer de la tierruca no queda nadie descontento. Por eso las paradas técnicas constantes (no hay que olvidar que los viejos cacharros no tienen mucha autonomía) van siempre acompañadas por el yantar y el beber. La comida principal del cocido lebaniego de Potes va acom- pañada por la barbacoa nocturna de Cartes y la mariscada de despedida de Suances, con el Cantábrico como principal invitado a la fiesta. Así que esta idea de aquellos chalados, que nadie entendía por qué se esforzaban tanto en reparar unos hierros oxidados, se ha convertido ahora en toda una devoción que traspasa fronteras. No hay nada más contagioso que una pasión y nosotros hacemos las cosas con mucho cariño- -prosigue Francés- Aunque trabajamos mucho durante todo el año (también gestionamos los alojamientos en casas rurales de la zona) nos vemos recompensados ampliamente. A raíz de esta prueba crearon su propio motoclub (Amigos de las Clásicas Españolas) y tienen un calendario de pruebas durante toda la temporada. La experiencia de escuchar el repiqueteo de esos motores en las piedras calladas de este orgulloso enclave del Besaya es algo digno de oírse. Y el ambiente que respira el pueblo en el fin de semana se espera de edición en edición. Como concluye el organizador, en Cartes existen ya cuatro días señalados al año: la Ascensión, San Roque, San Cipriano... y las Motos Amén.