Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
20- 21 D 7 LOS DOMINGOS DE M. FRANCISCO REINA Cultura Dicha del bien ajeno ecía el periodista y dramaturgo Miguel Mihura, que cuando a él le daban un premio entraba en el café Gijón cojeando para que, evitando la envidia de los camaradas escritores, dijeran: le han dado el premio, pero está cojo Otro contemporáneo de Mihura, Edgar Neville, aseguraba que cuando a él le concedían alguna distinción, difundía el rumor de que estaba enfermísimo, al borde de la muerte, para que se apiadasen de él los colegas, y pensasen que le daban premios porque estaba a punto de estirar la pata. Debe ser que, como el tercero en discordia de esta tríada de escritores divertidos y conocedores del mundillo literario, Enrique Jardiel Poncela, estaban convencidos de que si quieres que hablen bien de ti, muérete argumento cada vez menos respetado a tenor de programas televisivos varios y secciones en los supuestos suplementos culturales serios que proliferan. La envidia, que tan sabiamente definiera Ripalda en su celebérrimo catecismo como la tristeza del bien ajeno es uno de los pecados más comunes, pero en el gremio de escritores, es, junto con el de la vanidad, el que se presupone, como a los legionarios el valor. Elaboro este largo discurso, este preámbulo, para aducir que, entre mis muchos defectos, el de la envidia no está inventariado. Me alegro enormemente de que a los buenos escritores, periodistas, pintores, bailarines, etc. se les colme de reconocimientos por los muchos esfuerzos, desvelos y sacrificios que tienen que hacer la mayoría del tiempo. Otra cosa es denunciar las irregularidades y truculencias de algunos de estos premios, que constituyen un deber moral de quienes estamos en determinadas posiciones, aunque D que convoca el Ayuntamiento de Don Benito. Su artículo Es la libertad, presidente fue el elegido por el jurado, compuesto por Agustín Mohacho (director de la biblioteca Francisco Valdés) Pedro Villora, Francisco Rivero y Nieves Moreno, entre otros. Raúl del Pozo ofreció su particular visión sobre la relación entre los medios de comunicación y la política con una conferencia. También la semana pasada se concedían los Premios ABC en sus categorías de Humor Gráfico, el premio Mingote que recayó en el bonaerense Agustín Sciammarella, el Mariano de Cavia a Jon Juaristi, poeta, ensayista, ex director de la Biblioteca Nacional y del Instituto Cervantes, y el Luca de Tena a Santiago Castello, subdirector de ABC, poeta enorme, y director de la Real Academia de las Letras de Extremadura. Declaraba Castello, periodista y poeta de raza y por tanto humilde en sus afirmaciones, a pesar de sus muchos méritos: En mí se reconoce a todos los que han entregado su vida por ABC Un diario en el que creo, en el que me encuentro muy a gusto y del que no he querido moverme Todas las ofertas que ha tenido, -algunas tentadoras, porque era volver a su tierra- -las ha rechazado por no moverme de ABC. Que ahora ABC se acuerde de mí y me conceda por unanimidad el premio Luca de Tena me llena de orgullo El periodista Antonio Astorga contaba cómo recibió la noticia Castello, y cómo Sus compañeros, radiantes, lo festejamos con calor, y nos disponemos a acudir al despacho del subdirector de ABC convertido ya en lugar de peregrinación en feliz hallazgo de Julio Bravo, que se une al goteo incesante que acude a felicitarle. Con su bonhomía y sonrisa cariñosa, atenta, generosa, amable, incorruptible, Castelo- -así le llamamos en la Casa- -no puede reprimir las lágrimas. Su confesionario laico como él define su despacho, es un hervidero Una alegría que un buen profesional, un buen amigo, un gran poeta y una buena persona- -aunque esto tampoco parezca estar en valor- -sea reconocido. Yo me siento como si me hubieran premiado a mí, que es como se siente uno con los premios merecidos. de Periodismo Francisco Valdés no sea el común denominador. Y acogiéndome a mi alegría del bien ajeno, he de hablar de varias distinciones de profesionales del periódico ABC, por las que no ocultaré mi afecto además de mi admiración, que han sido premiadas en las últimas semanas, pródigas en acontecimientos literarios. José Antonio Zarzalejos, director de este diario, consiguió la semana pasada el X Premio Nacional JESÚS GARCÍA Economía ¿Susto o muerte? de 50 metros cuadrados a medio pagar en el centro de Madrid- -les faltan 150.000 euros por pagar- -y querían tener hijos, así que se embarcaron en la compra de un chalet en Arroyomolinos de 400.000 euros. La idea era brillante, pero se les ha cruzado en el camino la ralentización inmobiliaria. Pidieron una ampliación de hipoteca usando como aval el piso y el chalet, en total 550.000 euros que el banco les concedió. Ahora llevan seis meses sin poder vender el piso y empiezan a tener problemas para pagar las cuotas que superan a las de principios de 2007 puesto que han subido los tipos de interés en medio punto y el euribor año ha saltado hasta el 4,50 Si le sumamos el 0,7 pagan tipos reales del 5,2 más del doble de hace un año y medio. Ya les han dicho en una inmobiliaria que para vender el piso tendrán que bajar el precio al menos en un 20 con lo que sus planes se han torcido. Empiezan a tener dificultades para pagar las cuotas hipotecarias. Mientras tanto cada vez que oyen en la radio que los intereses van a subir sienten el corazón en un puño. Los expertos, que en los dos últimos meses aportan visiones muy diferentes sobre la realidad económica española y los efectos de una posible crisis inmobiliaria, coinciden en un asunto: mientras se siga creando empleo los problemas de impago de hipotecas y la morosidad serán mínimos. J uan y Sandra tienen un piso Puntos de vista En octubre de 2006 el profesor Luis Angel Rojo, ex gobernador del Banco de España, advirtió de una posible recesión en uno o dos años y la vinculaba al pinchazo inmobiliario estadounidense. Los bancos de inversión americanos sufren ya los quebrantos de las hipotecas basura, las grandes hipotecarias entran en pérdidas y aunque todavía no se nota en el consumo los tipos de interés están en sus cotas mas altas en dos años al tiempo que las webs especializadas como cnn. money destacan el fin del ciclo del dinero barato. En España esta última semana el debate ha alcanzado tintes dramáticos después de que la consultora Acuña y Asociados augurara el pinchazo de la burbuja de aquí a 2010 y la desaparición del 75 %l as promotoras ante la caída de la actividad. La Asociación de Promotoras puso el grito en el cielo y consideró que el escenario de la consultora no se ajusta a la realidad. El mismo día el Colegio de Registradores publicaba un informe que constataba una caída de las ventas de viviendas del 11 Deutsche Bank titulaba un estudio living la vida loca para diagnosticar un ajuste inevitable del precio de la vivienda. El Banco de España alertaba en su último informe sobre las dificultades de la banca si no aligeraba parte de su negocio inmobiliario. Días antes, el Banco Santander anunciaba la venta de todos sus inmuebles y prosigue la descapitalización de las inmobiliarias en bolsa. Un alto endeudamiento de las familias- -el 125 de su renta disponible- -tipos de interés al alza y caída de la actividad constructora- -que supone un 18 del PIB- -pintan un horizonte económico difícil. Caja Madrid prevé una caída del 20 en la construcción de vivienda nueva, con una notable contracción en 2008. Espera un impacto de dos décimas de crecimiento económico, mucho menos que en la crisis de 1992. -93. Sobre el empleo nadie se atreve a hacer vaticinios. Morgan Stanley plantea en uno de sus últimos informes el riesgo de recesión para España en 2009 si los tipos de interés llegan al 5 Andrew Gartwaite de Credit Suisse firmaba la semana pasada un articulo en Financial Times observando a España al borde de la recesión por el alto endeudamiento familiar y un crédito empresarial en relación con el PIB que supera los niveles razonables. Bankinter, BBVA, Santander están convencidos de que estamos ante un ajuste del sector, una ralentización de precios, incluso sana, no un crack inmobiliario que podría desencadenar en una recesión. Juan y Sandra están preparándose para vivir estrecheces vendan o no su piso de 50 metros y por ahora han aparcado la idea de ampliar la familia en espera de tiempos mejores. ¿Ajuste inmobiliario o crack? ¿Susto o muerte?