Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
2- 3 D 7 LOS DOMINGOS DE Un recuerdo imborrable Óscar Pereiro, segundo el año pasado hasta que no se demuestre lo contrario, sabe ya lo que es llevar el maillot amarillo en sus espaldas. Fue algo muy bonito, un recuerdo imborrable y, aunque lo perdí el penúltimo día, la felicidad no me la quita nadie. A día de hoy no me considero ganador del Tour del año pasado. Yo respeto la presunción de inocencia de Landis hasta que no finalice su proceso judicial. Este deporte debe reivindicar ese derecho de la presunción de inocencia que parece que hemos perdido. Y Pereiro va más allá. También, por dignidad, deberíamos pedir que en todos los deportes se hicieran los mismos controles antidopaje que se nos realizan a nosotros, porque el dopaje es algo que afecta al deporte en general y debe combatirse conjuntamente. Si no, está demostrado que no se consigue nada. El corredor gallego asegura que la pasada primavera estuvo a punto de colgar la bici. Es que uno ya está muy cansado de que seamos los malos de la película. El ciclismo es un deporte precioso y durísimo; ha tenido y tiene miserias, pero también una innegable grandeza, y esto último ahora no se nos reconoce. también ha resultado bastante penoso. En cuanto a las soluciones no todo el mundo parece ponerse de acuerdo. Mientras algunos arguyen que con la nueva ley las cosas mejorarán en España, pues se ahuyentará a los médicos del estilo de Eufemiano Fuentes; otros piensan que estos seguirán actuando en otros deportes menos vigilados y volverán con sus pócimas. Muchos propugnan como gran solución reducir los días y la distancia de las etapas en las pruebas de tres semanas, aunque expertos como Miguel Chico razonan de distinta manera. El problema no está ahí. El Tour se puede correr limpio con los recorridos actuales. El que quiera hacer trampas las hace igual si las etapas tienen 200 kilómetros o 70. Habría que educar a la gente de otro modo, porque la sociedad en la que vivimos no ayuda demasiado. Y es que el gran problema del dopaje es fundamentalmente la fama y el dinero que comporta el éxito profesional. Hace años lo contaba un médico deportivo que destapó el uso de EPO en Italia. Se acerca un gurú de la medicina a un chaval y le dice: Ahora (Pasa a la página siguiente) Óscar Pereiro, que sigue respetando la presunción de inocencia de Landis, durante uno de sus días de gloria en el último Tour errores deportivos y jurídicos. Cada país ha hecho la guerra por su cuenta y los intentos de la UCI (Unión Ciclista Internacional) el AMA (Agencia Mundial Antidopaje) y el Tour (organizador de la competición ciclista más conocida) por la regeneración ha limpiado tanto como enturbiado el panorama. La pérdida de la presunción de inocencia es uno de los grandes yerros. Otro es el trato discriminatorio de los ciclistas con respecto a los demás deportistas- -asegura Óscar Pereiro, corredor del Caisse d Epargne- Cualquier noticia escandalosa sobre el mundo del ciclismo ocupa columnas y columnas en la Prensa y mucho tiempo en otros medios. Si esa noticia escandalosa resulta al final que es falsa, casi nadie rectifica, nadie dice me he equivocado Para que esto no ocurra, lo mejor es que los medios de comunicación mantuvieran una lógica prudencia y esperasen a publicar las noticias cuando se confirmasen los hechos y los jueces o los órganos competentes dictasen sus conclusiones. Creo que eso es lo mínimo que debemos pedir. Queremos que se nos trate como al resto de los deportistas. Este deseo es un clamor de cientos y cientos de aficionados en los blogs sobre ciclismo. Aficionados que, pese a la condición de sospechosos habituales de sus ídolos, siguen amando al que quizás continúe siendo el más épico de los deportes. Lo cierto es que las comparaciones son odiosas, pero en este caso no hace falta mirar muy lejos para comprobar que las quejas en este sentido no están carentes de razón. Algunos de los medios que se autoproclaman abanderados de la lucha contra el dopaje son capaces de enaltecer a futbolistas como Maradona, que dio positivo en el Mundial de Estados Unidos y cuyas tribulaciones sólo causan una honda pena. Sin embargo, mientras el ex futbolista argentino es casi un semidiós en los medios de comunicación del planeta fútbol, ciclistas de triste recuerdo como Jiménez o Pantani pasarán a la historia como unos simples tramposos. Esto no exculpa a los ciclistas que dan positivo, pero es verdad que en ciertos deportes el dopaje no tiene tanta repercusión. Además, ellos mismos se encargan de tapar las cosas- -comenta Miguel Chico, director de la revista Ciclismo a fondo En el ciclismo se ha abierto una veda en la que todo el mundo sospecha de todo el mundo y esto está provocando heridas que será difícil cerrar. Lo que está claro es que hay que luchar contra el dopaje por igual en todos los deportes y en todos los niveles. La regeneración en el deporte profesional es necesaria, pero ¿ha servido de algo la lucha que viene manteniendo el ciclismo contra esta lacra? Creo que sí- -dice Chico- Ahora hay menos casos que en los años noventa, esto es evidente. También el ciclismo aficionado ha mejorado mucho en ese sentido, aunque todavía queda mucho por hacer. Lo que no ha servido son iniciativas como la Operación Puerto La idea parecía bienintencionada, pero a la postre ha resultado una chapuza. Habría que haber aprobado la nueva ley Antidopaje antes de realizar una acción de esa envergadura; y, luego, el tema de las filtraciones derivadas de la misma AFP Acabar con la impunidad Por dignidad, deberíamos pedir que en todos los deportes se hicieran los mismos controles antidopaje que se nos realizan a nosotros comenta Óscar Pereiro