Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
22- 23 D 7 LOS DOMINGOS DE Las vistas que se contemplan desde las habitaciones y el pequeño embarcadero del hotel Rica Brakanes de Ulvik son un verdadero recreo para la vista de Ulvik, cuyas habitaciones y embarcadero cuentan con una de las vistas más bellas de este fiordo. Es un agradable y estratégico enclave para alojarse mientras se viaja por la comarca. ta región encantada. A la salida, dos cabras que se han subido al tejado de una casa para comerse el césped nos contemplan con arrogancia. Es habitual encontrarse casas como ésta en Noruega, cuyo tejado lo compone un coqueto jardín de hierba donde crece algún retoño de abeto a modo de extraña antena. Según nos dicen, es uno de los mejores métodos que existen para proteger las viviendas de los duros inviernos boreales. Trepamos nosotros poco después, como las cabras, buscando la cascada de Voringfossen, uno de los saltos de agua más espectaculares de todo el país. Desde un pequeño mirador adyacente, lo contemplamos alrededor de un alborotado grupo de turistas japoneses que ponen en peligro su palmito por hacer la foto más difícil. De pronto desaparecen todos los japoneses menos una mujer madura, de negra cabellera, que se abisma con la mirada en lo hondo del barranco. Saca de no sabemos dónde unos carboncillos y un papel y toma unos preciosos apuntes de la cascada mientras la sacude un viento frío que parece no intimidarla. Desde lo alto de la montaña nos dejamos caer hasta llegar al hotel Ullensvang, un lugar lleno de encanto y que ha sabido integrar a la perfección elementos nuevos- -como la pista de tenis cubierta o el gimnasio- -en una estructura de gran mansión de piedra y madera. Situado también al borde de una de las orillas del fiordo, cuenta con una espectauclar vista al monte Velure, una enorme masa de piedra pulida por el tiempo y untada de nieve. Nuestro anfitrión allí nos recalca que forma parte de la cuarta generación de la familia propietaria del lugar y, cuando coge confianza, nos desvela que el hotel es uno de los lugares preferidos de la reina Sonia de Noruega. Des (Pasa a la página siguiente) Oystese Bergen Stoord Haugesund La otra orilla Aparte del coche o el autocar, el ferry es uno de los transportes más usados en los fiordos. Se forman varias filas de autos frente a sus muelles para pasar de una orilla a otra, evitando así recorrer largas distancias. Como hay un servicio que funciona con fluidez y puntualidad es muy recomendable. Ya en la otra parte del fiordo, saltamos del ferry y nos dirigimos por carretera hasta Hardangervidda, un centro de actividades relacionadas con la naturaleza. En su pequeño museo se pueden descubrir los animales y la flora del entorno por el que nos vamos a mover y contemplar una espectacular película documental sobre los enclaves naturales de es- Ulvik Utne Fiordo Hardanger Vinge Notodden Drammen Oslo Stavanger Sandnes Eigersund ABC Larvik Oland Kristiansand N 0 Km 50 El glaciar de Folgefonna es una de las atracciones de Noruega. En verano, uno puede esquiar por la mañana en las pistas adyacentes y bañarse por la tarde en las aguas del fiordo