Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
4 3 07 CLAVES DE ACTUALIDAD La llegada de De Juana a San Sebastián era el desenlace de un acto de revancha programado contra la convivencia de España LOBO ALTUNA LA SEMANA EN UN BLOC Los enchufes de Gore unque inexpresivo y segundón, el Al Gore más joven y vicepresidencial tuvo cierta presencia de Superman. Lo que no sabíamos es que, siendo el mayor enemigo del cambio climático, carga las pilas en su casa patricia y gasta veinte veces más electricidad que el hogar medio norteamericano. Detrás de quien abraza una gran causa sin humor y con maniqueísmo casi siempre hay un sepulcro blanqueado. Para un experto en dar lecciones de virginidad ecológica a los demás, ni la doble vara de medir que suele usar la izquierda le borra dígitos en su factura de electricidad. Tanta hipocresía destiñe la capa de Superman. Sin duda, todo habrá sido un montaje de la derecha norteamericana, cosa de telepredicadores y del Ku- Kux- Klan, precisamente ahora que Al Gore iba a instalar paneles solares para proporcionarse esos 221.000 kilovatios- hora que consume al año. inane. Cuando aclamaban la llegada de De Juana Chaos los grupos pro- etarras, más nos sentíamos vencidos por la voluntad del mal, chantajeados por un poder indigno y oscuro. Estábamos presenciando el desenlace de un acto de revancha programado contra la convivencia de España, proclamado a toda plana por Gara ejecutado paulatinamente como contrapartida a la conversión- -según es ilusión de Zapatero- -de ETA en un coro de voces blancas. Todo era brutalmente trágico, como consecuencia de una política desconocedora de la naturaleza de la tragedia. De repente, el apetito de un asesino- -segundo en el ranking etarra por número de asesinatos- -revalidaba el proceso de paz Aquí la tesis del mal menor se basa en un proporcionalismo inválido porque equivale a la súbita entrega de la ciudadela cuando el asedio se desintegraba. Ese apetito de De Juana Chaos, ese reconstituyente de la capitulación, ¿será tan solo un atisbo de cosas que nos quedan por ver? A chísimo más trabajo que un escaño gubernamental. El diputado se curte en la oposición, sacando el provecho mayor a la escasa documentación que el poder le cede, hurgando noche y día, agazapado a la espera de un fallo de gobierno, deseoso de una oportunidad para hincar los dientes de la dialéctica en la canilla de un ministro descuidado. Noticia bomba na de las mejores noticias de esta semana y del conjunto de lo que va de siglo la ha dado el escritor Paul Auster: anuncia que quizás no vaya a escribir más novelas. U PSOE o PSC lega un poco tarde a la cita y, como es habitual, le da la culpa al puente aéreo. Ahora es mucho más PSOE que PSC, como también está siendo habitual, pero no ve claros los frutos de la visita de Zapatero a Cataluña. Cree percibir un reflujo de la popularidad- -muy alta en el pasado- -de Zapatero entre la ciudadanía catalana. Le cuesta suponer que se deba a problemas como RENFE o el aeropuerto. Tiene que haber algo más y no es ETA o el caso De Juana Chaos, ni mucho menos. Tampoco el nuevo Estatuto de autonomía, agua pasada. De Maragall, ni se sabe. Montilla, controla como puede. CiU, en las catacumbas. Ciutadans en plena rencilla interna. Sí, Zapatero tuvo más votos que nadie pero ahora eso se diluye. Fatiga estructural, fin de ciclo, quién sabe. Quizás arraigue el abstencionismo. Desde luego, aún seremos decisivos en las elecciones generales, y el PP catalán de poco le servirá a Rajoy. Yo creo que fue la guerra de Irak: así votaron los okupas y las tietes de los okupas en San Gervasio y en Cornellá vpuig abc. es Conato primaveral eedición del relato desternillante de Jardiel Poncela, Los 38 asesinatos y medio del castillo de Hull -editado en los cincuenta por la impagable colección El gorrión, a quince pesetas- -y reposición de Un marido de ida y vuelta en el teatro Reina Victoria, por Gustavo Pérez Puig y Mara Recatero: ventanas para que entre el oxígeno renovador del humor inteligente. En el castillo de Hull, Harry suple al doctor Watson junto a un Sherlock Holmes que no puede con el enigma de tanto asesinato. R L VALENTÍ PUIG Sus señorías se quejan o que digan los socialistas sobre el funcionamiento del grupo parlamentario del PP viene a ser previsible, pero lo curioso es que viene corroborado por quejas de algunos diputados populares. Hablan de tardes de desconcierto, de ocios irreflexivos y desarticulación. En parlamentarios tan avezados extraña que todavía no hayan asumido que un escaño de la oposición exige mu- Un canje sombrío ué tiene el hospital Donostia de San Sebastián que no tenga el Doce de Octubre madrileño? Se lo han preguntado cientos de miles de españoles. ¿Por qué la vida de De Juana Chaos tiene más garantía en un centro médico que en el otro? Esa es una curiosidad lúgubre en un día más que sombrío, un día de canjes humillantes, de Estado endeble, ley manirrota y Derecho L ¿Q