Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
11 2 07 GENTE BEATRIZ CORTÁZAR Al punto Videntes y famosos: atracción fatal Ana Obregón, con el futbolista Súker, objetivos de la vidente Cristina Blanco, en una imagen reciente DANIEL G, LOPEZ sima lista de personajes famosos de todos los ámbitos. Así es el directorio de algunas de las consultas de los videntes más conocidos que presumen de clientela de la misma manera que los ejecutivos presumen de coche. En ese extraño mundo de la bola de cristal o los muñecos congelados es por donde les gusta moverse a ciertos personajes, que están convencidos de que pueden tener un mal de ojo y necesitan una limpieza para quitárselo de encima. Imagino que para los que creen a pies juntillas en lo que el tarot les anuncia, tomarse a broma esas historias puede ser tan insultante como recetarle a un cienciólogo un ansiolítico, pero para fortuna de la mayoría, esos pronósticos tienen tanta credibilidad como el polígrafo que ahora hace su agosto en las tardes televisivas. Viene todo esto a cuento del siniestro suceso que ha protagonizado la que fuera conocida como la vidente de los famosos Cristina Blanco, conocida también como la madre del actor Miguel Ángel Muñoz. A Blanco la conocí cuando trabajaba en las tardes de Terelu, en Telemadrid, y visitaba en algunas ocasiones el plató de María Teresa Campos. Entonces era amiga de Ana Obregón y Súker y de una Rociíto que aún bebía los vientos por Antonio David Flores. La presencia de Cristina se hacía notar y no sólo por su abultada figura, sino por algo que me resultaba mucho más llamativo: la cu- D esde Hillary Clinton a Lady Di pasando por una larguí- Cristina Blanco, autora de predicciones y de un libro sobre sus poderes riosa manera en la que le nace el pelo en la frente y que le daba forma de corazón a la cara. Por eso siempre me recordó a la reina de corazones de Alicia en el país de las Maravillas. Pero volviendo a las últimas noticias que ha protagonizado la mamá de MAM, se contó por activa y por pasiva que la habían pillado robando en un hotel de Málaga y que sus familiares más directos estaban muy preocupados por su estabilidad mental, de ahí que la convencieran para que ingresara en la clínica López Ibor, donde apenas ha permanecido unos días. A raíz de todo este escándalo son muchos los famosos que se han dado por aludidos cada vez