Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
imaginación y humorismo viajes fantásticos hercule savinien cyrano de bergerac ILUSTRACIONES DE BERNARD BUFFET PRóLOGO DE ANDRéS SáNCHEz ROBAyNA TRAD. DE NICOLáS ESTéVANEz y MURPHy ARTEMISA. VALENCIA, 2010 256 PáGINAS, 21,50 EUROS sobre las incongruencias de algunas costumbres, ENTRE OTROS ASUNTOS, REFLExIONA DE MANERA SATíRICA EL ESCRITOR FRANCéS CyRANO DE BERGERAC, A qUIEN INMORTALIzó EDMOND ROSTAND EN SU FAMOSA PIEzA TEATRAL Juan malpartida te libro de memorias, When Memory Comes sintió que era judío, sobre todo a través de una sensación de absoluta lealtad Sin saber nada del judaísmo y siendo aún católico, algo había cambiado dentro de él: Un lazo se había restablecido, una identidad estaba emergiendo estadísticas atroces. El de los judíos es un genocidio específico apunta inscrito en un siglo de genocidios y crímenes en masa, cuyas víctimas rápidamente quedan devoradas por atroces estadísticas. Muchos, sin embargo, perciben hoy el exterminio de los judíos europeos más allá de su contexto histórico y lo encuadran como la escala suprema del mal un mal filosófico, que atañe a toda la especie a partir del cual se miden las demás maldades. Diversos factores convergentes, sostiene Friedländer, moldearon el contexto histórico global dentro del que fue posible el hasta entonces inconcebible asesinato masivo perpetrado por los nazis. Unos factores que llevaron a los métodos y objetivos radicales de la Solución Final y que crearon un determinado clima general de indiferencia, de furia racista, de venganzas acumuladas y de deshumanización que facilitaba el camino al exterminio. Por un lado, estaba la radicalización ideológica el fracaso de la sociedad liberal con un nacionalismo creciente y un auge de la derecha revolucionaria que, tras el fin de la Primera Guerra Mundial y el resentimiento generalizado que siguió a la derrota de 1918, derivó en el fascismo en Italia y otros países y en el nazismo en Alemania; por otro lado, las nuevas dimensiones que habían alcanzado las matanzas industriales y masivas introducidas por esa primera contienda de espectro mundial. A ello habría que añadir un creciente control tecnológico, y se podría decir que nihilista, ejercido por las sociedades modernas. explosión cultural. La crisis de la sociedad liberal dejó a los judíos europeos cada vez más débiles y aislados en un continente donde el progreso de este liberalismo, ilustración y explosión cultural, muchas veces protagonizado y liderado por ellos mismos los primeros artistas e intelectuales del gigantesco éxodo de Alemania, desde Walter Benjamin hasta Otto Klemperer, Einstein y Thomas Mann había fomentado su emancipación y movilidad social. Un ámbito cultural que, por muy periférico que pueda parecer insiste Friedländer fue el primero del cual los judíos serían expulsados y perseguidos de manera masiva. n Friedländer, Premio Pulitzer, es un suPerviviente. durante su inFancia, estuvo reFugiado en un seminario católico, donde tomó conciencia de sus orígenes CATHERINE MILLET AMÉLIE NOTHOMB Un espléndido libro, calificado de proustiano, de la autora de La vida sexual de Catherine M. abcd 27 Una inspirada, deliciosa e hilarante novela de la autora de Estupor y temblores Lamentablemente, cuando se menciona a Cyrano de Bergerac (16191655) casi todo el mundo piensa en la obra teatral de Edmond Rostand (sobre todo vía las dos célebres versiones cinematográficas) estrenada en 1897, y que tiene por asunto al autor barroco francés, al que se le debe, entre otros libros, éste: Viajes fantásticos a los estados e imperios de la luna y el sol. Aunque amplificó al personaje, relegó la obra a un discreto plano. Pero, como señala Andrés Sánchez Robayna en su informado prólogo, Cyrano de Bergerac tuvo en vida una fama tan grande como su imaginación e ingenio apoyada en un espíritu materialista. Fue un escritor excéntrico y libertino, satírico y humorista. Se ha retomado la excelente traducción de Nicolás Estévanez de 1902 y las ilustraciones realizadas en 1967 por Bernard Buffet. La obra viene precedida por el célebre texto que su amigo Henri Le Bret puso a la primera edición póstuma. Por él conocemos la mayoría de los datos sobre la vida de Cyrano. Sabemos por su obra misma que tuvo un buen conocimiento de la ciencia de su tiempo y de la literatura y pensamiento clásicos, pero también de Descartes, Rabelais y Pascal. Participó en los asedios de Mouzon y Arrás, pero sufrió dos graves heridas que, junto con el amor a los libros, le hicieron renunciar al oficio de la guerra. Cyrano frecuentó a poetas de su tiempo como La Mothe Le Vayer (hijo) Dassoucy y Molière. El materialismo de Cyrano de Bergerac está inspirado en Epicuro y en Demócrito (defendido en parte por su amigo el científico Pierre Gassendi, interlocutor y crítico de Descartes) un pensamiento que recorre estos viajes fantásticos, realmente imaginativos: suerte de visión crítica de los valores de su tiempo en el espacio selenita. Si Cervantes en El Quijote, recorre España desde el espejo de los libros de caballerías (modelo heroico y fantástico) Cyrano se apoya en la ciencia y la filosofía crítica de su tiempo transponiendo a un mundo de imaginación su radicalismo crítico. La imaginación humorística afirma Sánchez Robayna no es aquí distinta de la imaginación crítica El lector interesado puede leer también la reciente traducción de Mauro Armiño de las Cartas satíricas y amorosas (Páginas de Espuma) en una edición profusamente anotada. n