Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
Guía de lectura El corazón de piedra verde JOSÉ MARÍA MERINO ON toda su desmesura y su sangre, sus luces y sombras, sus exploraciones, naufragios y encuentros extraordinarios, sus personajes peculiares, la aventura americana no ha tenido en España el eco literario que merece, y son escasas las ficciones que han tratado los asuntos reales o legendarios del decisivo episodio. Salvador de Madariaga, dentro de una obra muy diversa en preocupaciones y géneros, dedicó un largo relato a ese tema tan olvidado, o evitado, por los escritores españoles. El corazón de piedra verde es la primera novela de una saga que quedó al parecer incompleta, titulada Esquiveles y Manriques, que narra la historia de dos familias españolas entre los siglos XVI y XVIII. C Asombrosas peripecias El corazón de piedra verde relata las experiencias mexicanas y los amores de Alonso Manrique, emparentado con la realeza castellana y leonesa, que tiene una bisabuela árabe y una madre hebrea, hija de rabino, con la hermosa Xuchitl, hija del rey Nezahualpilli, gran estrellero descendiente de los más altos linajes aztecas. Tras asombrosas, complicadas muy bizantinas peripecias, ambos cumplirán su amor y tendrán un hijo, síntesis de un nuevo eslabón en la cadena de la cultura española. Acaso los personajes hispanos recuerden ciertos tópicos de época, pero sin duda resaltan los propios del mundo prehispánico, que responden a estímulos de augurios y profecías y se presentan con verosimilitud, mostrando el buen conocimiento que tuvo de aquel mundo el autor de un ensayo sobre Hernán Cortés en que la simpatía por el conquistador no menoscaba la finura con que está expuesta la tragedia de Moctezuma. La novela El LIBROS DISPONIBLES DE SALVADOR DE MADARIAGA: s Arceval y los ingleses 1925 1928 Espasa. Madrid, 1973; Guía del lector del Quijote 1926 Espasa. Madrid, 1987; España. Ensayo de historia contemporánea 1930 Espasa. Madrid, 1989; Vida del muy magnífico Señor Don Cristóbal Colón 1936 Espasa. Madrid, 1992; Hernán Cortés 1942 Espasa. Madrid, 1986; El corazón de piedra verde 1942 dos tomos Espasa. Madrid, 2003; El auge y el ocaso del imperio español en América 1947 48 Espasa. Madrid, 1986; De la angustia a la libertad 1955 Memorias de un federalista 1967 Espasa. Madrid, 1982; Guerra en la sangre 1957 Espasa. Madrid, 1989; General, márchese usted 1959 Grupo Unido de Proyectos y Operaciones. Madrid, 1992; Bolívar 1961 dos tomos Grupo Axel Springer. Madrid, 1985; Retrato de un hombre de pie 1964 Espasa. Madrid, 1979; Carlos V 1969 Traducción de Ignacio Gaos. Grijalbo. Barcelona, 1995; Mujeres españolas 1972 Espasa. Madrid, 1991; Memorias (1921- 1936) Amanecer sin mediodía 1974 Espasa. Madrid, 1981; A la orilla del río de los recuerdos 1975 Destino. Barcelona, 1975; Carácter y destino en Europa 1980 Espasa Calpe. Madrid, 1980; Novelas de nuestro tiempo 1980 Espasa. Madrid, 1980; Teatro en prosa y verso. Espasa. Madrid, 1982; Mi respuesta 1982 Selección y prólogo de Victoria Kent. Espasa. Madrid, 1982; Poesía. Espasa. Madrid, 1989; Pablo Ruiz Picasso Ayuntamiento de Málaga. Málaga, 1993. SOBRE MADARIAGA: s AA. VV. Libro Homenaje a Salvador de Madariaga. Ayuntamiento de La Coruña. La Coruña, 1987. s Fernández, Carlos: Madariaga, ciudadano del mundo. Espasa. Madrid, 1991. s Gil Octavio, Victoria: Vida y obra de Salvador de Madariaga. Centro de Estudios Ramón Areces. Madrid, 1990. s Parrilla García, José Antonio: Madariaga: padre de Europa. Ayuntamiento de La Coruña. La Coruña, 1991. s Prado López, Antonio: Bibliografía de Salvador de Madariaga. Instituto José Oride de Estudios Coruñeses. La Coruña, 1993. El autor de El corazón de piedra verde 11 Blanco y Negro Cultural 13- 12- 2003 Selección de Félix Romeo Aparte de su entretenidísima trama, esta novela es hija de la imaginación que escribió el Amadís de Gaula y Los trabajos de Persiles y Sigismunda corazón de piedra verde, aparte de su entretenidísima trama, es hija directa de la imaginación que escribió el Amadís de Gaula, con toda su estirpe, o Los trabajos de Persiles y Sigismunda. Hay que agradecerle a Salvador de Madariaga, no sólo su homenaje a cierta tradición de la narrativa española que El Quijote desbarató y que siguió viva en el mundo anglosajón, sino su interés por poner en ficción esa Conquista copiosa en mitos y asuntos memorables. v