Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
20 de febrero de 1998 ABC literario Novela Y citado Godard ha publiA falta menos; cado en el tomo IV de con la buena pu La Pléiade que ha blicación de esta Louis- Ferdinand Céline- media- novela, Fantareunido ambos libros en sía para otra ocasión Traduc. de Carlos Manzano. Lumen. Barcelona, 1998. 262 páginas, 3.200 pesetas ¡J. Q QQ i on sólo con la de su segunda parte, Normance que aquí mismo se apéndices que más que duplican el texto de la anuncia ya, se completará de una vez la biblionovela. Bien, la edición española no tiene por grafía en castellano de este molesto gran genio qué ser crítica, los apéndices estarían de más, de nuestro siglo, a más de siete décadas de su pero lo cierto es que los dos tomos forman una irrupción en Francia con su celebérrima Viaje al sola novela inacabada- lo mismo que sucedía fin de la noche (1932) y a siete lustros de que con los de Guignol s Band ya que lo de se inauguraran sus traducciones en nuestro Normance no fue en 1954 más que una opepaís, con la que Carmen Kurz fiizo de este libro ración comercial, pues el primer tomo tuvo para Planeta en 1973. Largo y anfractuoso ha poco éxito en 1952, y además el subtítulo era sido el camino recorrido, ha habido rectificaciomuy claro: Féerie pour une autre fois, II Y nes, cambios en las editoriales, en los traductoquizá éste es el libro más puro de todos los res y hasta en las traducciones, a veces revisaque escribió Céline, carece de argumento y sólo das por sus propios autores, pero al final el pase sustenta en su propio estilo sobre todo, e norama se ha aclarado, y salvando aquella inaugura además la segunda etapa de su caprimera obra maestra- que sigue presente en el rrera, después de que el resultado de la guerra catálogo de Edhasa en traducción autocorrehubiera dictado sentencia contra el escritor, culgida de Carlos Manzano, aunque no se la ve por pable de antisemitismo, de sus buenas relacioparte alguna- el grueso de la producción celines con las doctrinas nazis, exiliado en Dinaniana se ha concentrado en manos de este marca y condenado en. su propio país en rebelmismo traductor y en esta misma editorial, Ludía a la indignidad nacional. men, que se presenta ya como el auténtico meDe hecho, la escritura de Fantasía... es cenas de toda esta prolongada operación. quizá la más complicada de todas las que emprendió Céline en su vida. Se hallaba en DinaEllo merece destacarse en primer lugar por la marca, internado en la prisión de Vestre Faengimportancia cultural del hecho, que ha puesto sel, reclamado por Francia para ser juzgado en manos del lector español una de las obras como colaborador con el enemigo, escribiendo cumbres de nuestro siglo; pero aún hay más, Viaje... citado, Muerte a crédito Norte sin parar una y otra vez esbozos y versiones pues lo dicho en el párrafo anterior muestra las Rigodón Guignol s Band y la primera parte que testimoniaban su propia existencia, empedificultades de la empresa. Si toda traducción de esta Fantasía... que ahora nos ocupa. zando bajo los bombardeos aliados de París en es algo tan complejo como en el fondo imposiLo que entiendo menos es por qué si en la abril de 1944, a punto de comenzar la huida a ble, traducir a Céline lo es todavía más, y en mi edición de Guigriol s Band se siguió la estatravés de Alemania para desembocar en Dinaopinión la más difícil de todas. Pues Céline blecida por Henri Godard para la Bibliothéque marca, donde intentaba refugiarse de la persearrojó por la borda el llamado francés culto el de La Pléiade en el tomo tercero de las novecución de sus enemigos. Enfermo, preso, soúnico literariamente permitido hasta su irrupción las de Céline- con un título único, en un solo vometido a múltiples procesos judiciales, Céline en la escena literaria de su tiempo, en la que lumen y con notas a pie de página- en la de emborronaba cuartillas sin parar- unas diez mil, causó tanta mayor conmoción por cuanto a la Féerie pour une autre fois se ha optado por ha calculado Godard- de las que iban a salir, provocadora desolación y ferocidad de sus prodos volúmenes con título distinto, con las notas tras ser amnistiado a partir de 1951, sus cuatro puestas y contenidos exlstenciales se unía esa al final (y una innecesaria excusa editorial por su (o cinco) obras finales: las dos de Fantasía labor de destrucción del lenguaje establecido y inclusión, pues las notas son imprescindibles para otra ocasión y la trilogía alemana final, De su sustitución por el francés argótico, popular, para la comprensión del complicado texto, truun castillo a otro Norte y Rigodón Son el familiar y non sancto hasta entonces consifado de datos de época) y se promete el separanoico testimonio de un hombre acosado, derado pecaminoso o no existente como lengua gundo volumen para más adelante bajo el título perseguido, combatido, enfermo, preso, arruiliteraria propiamente dicha. Y todo ello, en un con el que Céline lo publicó en vida, Nornado (no tanto, como luego se ha sabido) que país tan literario como la Francia eterna mance Así, esta edición se separa de la que el toma la palabra para vociferar a gritos sus quedonde el lenguaje es- o era- una señal de disjas, sus lamentaciones, excusas, acusaciones, criminación y diferenciación social, lo que coninsultos, arbitrariedades y palinodias sin fin. notaba hasta las correspondientes jerarquías sociales. De ahí también la expectación que ¿Una féerie (cuento de hadas) Desde produjo al principio en los medios progresistas, luego que no, ni siquiera una fantasía, a no ser con elogios de Trotski y Sartre y hasta una ráal revés, su lado negro y más negativo, una verpida traducción al ruso de Elsa Triolet. dadera pesadilla basada en la presencia de la muerte, la violencia, la enfermedad, la injusticia, Lo más complicado entonces, dentro de la la explotación, el vicio, la corrupción, la podrecomplejidad de toda traducción, es la de las jerdumbre y así sucesivamente. Céline es el tesgas y germanías particulares de cada lengua en tigo negativo de nuestro siglo, un escritor- límite sí, cómo encontrar las equivalencias dentro de cuya voz nos viene directamente del infierno, de sublenguajes tan particulares como además efíla parte maldita del mundo y de la raza humana, meros muchas veces. Y además, teniendo en que aquí intentaba regresar a sus primeros éxicuenta que Céline, apoyándose en la lengua tos de preguerra, volver a romper los límites oral de su época, recreaba muchas expresiocon este pequeño apocalipsis para una humanes, las modificaba y creaba su propia jerga, nidad demente No tuvo demasiado éxito lo hizo con tal potencia que a su vez la impuso Una novela que alza el vuelo cuando publicó estos dos volúmenes, sólo repara siempre, la canonizó y la literaturizó como un pájaro sobre la bandada. cuperó cierta fama con las novelas posteriores, hasta el punto de que ya no puede desvaneExtraordinaria (The Times) y sólo su muerte en 1961 nos pudo dejar en paz cerse, se impone a su propia desaparición, que para poder ir siendo más reconocido después y suele ser el destino de tantos argots La tarea Un libro mágico L Express) poco a poco hasta poder seguir sin dejarnos en de Manzano, que aporta términos de distintas paz para la eternidad. Terrorífico, aunque, como épocas y hasta crea a su vez otros con buen Publicado en 12 idiomas ya se sabe, nos coloca siempre frente a la parte tino y oído, es notable, y nos otorga un rigor que más negra del espejo que nos sigue reflejando. equilibra en lo posible el artificio de lo imposible de esta infernal traducción. Y que, además, ya Seix Barral Biblioteca Breve nos ha dado seis grandes productos: el Rafael CONTÉ Fantasía para otra ocasión Amor en cuatro letras 19