Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
íí f 1 VIAJES Dormir, iJ comprar Aunque la mayoría de los viajes i i H BTI i organizados incluyen en sus ofertas el alojamiento, en los lugares turísticos de todo el país existen numerosos hoteles de todas las categorías. Los precios van desde tas 9.000 pesetas, aproximadamente por habitación doble en categoría de 3 estrellas, hasta las 45.000 pesetas los de 5 estrellas. Información en Madrid, en la. Oficina de Turismo de Turquía (Plaza de España, 18. 91- 559.70.14) y en Estambul, en TUROB (P 212- 249. S 1.53) QASThONOMfA: I J secreto de la cocina turca reside en la lentes y en su armónica combinación. Los urantes de Estambul y los enclaves turísticos muchos abiertos las 24 horas del día- ofrecen una vanada oferta de cocina local (hojas de parra rellenas, cordero asado, sopas y salsas a base de yogur) e internacional. No hay que olvidar los pescados y mariscos provenientes de los cuatro mares que bañan el país, ni las cervezas y vinos turcos, además del raict (tipo de anisete) que se bebe con agua acompañando los meze (entremeses) Además de sus deliciosos dulces, es famoso el café turco. Hasta el más pequeño de los pueblos posee su café (kahve) donde los hombres se reúnen para hablar y jugar al tavla (backgammon) O Toda Turquía es como un gran bazar. Son célebres sus alfombras y objetos de plata, cobre y latón, de piel o de ónice, como tableros de ajedrez, atriles para el Corán (rahle) El comercio permanece abierto desde las 9 a las 19 horas, excepto domingos, y el Gran Bazar de Estambul abre una hora antes. Amasya es una de las ciudades más bellas de Anatolla; antes de nuestra hora fue capital de un gran reino, cuya pujanza hizo temblar a Roma. Arriba, interior de una meíquita en Amasya. Debajo, mercado en las calles de Sínop, cuyo mlcroclima hace de esta ciudad un importante centro balneario m. que ya se anuncia Trabzon, la Trapisonda de la que Don Quijote soñaba con ser emperador. Esca Trapisonda, que fue una pequeña Constantinopla, ha conservado varios de sus monumentos bizantinos y, sobre todo, la iglesia de Santa Sofía, hoy día transformada en museo. Erigi. da sobre una colina que domina el mar, abriga maravillosos frescos y suelos de mosaicos. Trapisonda es hoy una ciudad dinámica que destaca sobre todo por sus alrededores, donde triunfan todos los verdes de la creación, y también por un antiguo monasterio en restauración. Súmela, colgada en un lugar de excepción: pende literalmente de la montaña. Por fm, al dirigirse hacia Georgia y hacia Rize, la capital del té con sus plantaciones en espaldera, encontrarán a la orilla del Mar Negro un ligero perfume de Indonesia. Una vez más, el viajero ha de reconocer que la naturaleza es maravillosa. Para aquellos que imaginan que Turquía es un país árido, cada instante es en este recorrido un nuevo milagro.