Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
Cine ACE un cuano de siglo que se estrenó una película de Dino Risi titulada sorpsssú En España. La escapada. We pareció espléndida y escnbi un artículo eniusiasta Ululado- El ínstame- He vuelto a ver la película y he ffiJeiüo nii Viejo aTiicuio. Hecomiendo lo pnmera porque la obra de Dino Risi me sigue paíeciendo encélenle Sugería yo entonces que so hubieía podido íiTular El torb hno. o E lentaúor: O. como el articulo, E nstanie. Es una pelicjia divertida, alegre y sobre todo muy triste. El prolagonista es Bruno VitíQjpD GasSman) et antagonista, Roberto fJean- Louis Trkiiignan! Los demás adores, jncluso la muy Oven hija de Bruno (Catherine Spaak) no pasan de ser el COTO- diversos coros- Bruno es lo que en esparioi se liaínaba- un irescO -l a palabra se emplea mucho menos que antes; ¿s á que no tos hay, qurero decir que los que podrían llamarse asi han perdicfa el Uezcof. incluso la frescura. sijsfiturdos por una desvergüenza rr as b en mortecina y opaca Es un prodigio üe vitalidad, desentado, mver iiva, desparpap- Otra VD ¡en desuso- ingenio y lalia de escrúpuíos. Anda por los cuarenta artos y se gana la vida a sallo de mata, sin importarte mucho los procedimientos Vive. literalmente, en un coche dexapoiabie. deportivo, del que se sienie orgulloso, y su mundo es la carretera, sdfo secundariamenie lo que hay a ambos lados de ella Irrumpe por azar en la vida de Roberto, estudiante de Derecho que está solo en el verano romano preparando sus examenes Rotjetto es un Ümido, con una Vida muy limitada regulada por normas heredadas deide la nu ez y que nunca ha puesiQ en cuesíión Bmno, partiendo de una mínima 10 H Por JULiy N MARÍAS üELAmiAmmiA SpmiA UN CUARTO DE SIGLO casualidad- e s t o es decíSivo- lo arfasira. le impone su compaAia, lo trae y lo lleva, a pesar de su 3 débiles resistencias, de sus míenlos 1 ru fadOS de escapar y volver a SU casa y a sus libros lurldicos, y a su aburrimiento, no lo olvidemos Bruno effirce sobre Roberto una absoluta tascmacion. Que en cierto momento llega af contagio y el consiguiente enius a: yno Pero para ello ha habido que recorrer un largo camino, y esto tiene un seniidoiiierai Eneíae va operando el proceso de la lentacic rr. que es el nervio de la aclitud de Bmno. podiíamos decir su profestón. Pero lo ntís grave, lo mas lino y delicado de la película, es que Bnjno no cree Gn si tiiíS (í o. y por tanto en aquello hacia lo cual lienta Juega con lodo, con gracia an mgi, con alegría biológica. que contrasta con la coserla astentca de su companero, pero todo eso es en hueco, y lo sabe. Por oTM la película dcno un tremer do c- onrenido negativo Bftií) Q es ante todo un ¿csiructor, porque se síenie destruido y Iracasado Lo mas mtere nte y píolundü de ta histona es la viSita que liacen b s dos a fa gran c a campesina en que paso Ftoberio la nirtez, donde siguen viviendo sus parientes, y entre ellos ufia tia de la que de niño andaba un poco enamorado Bnjnomua ve en aquella tamiio lo que RoJaerto nunca v o con su conversación. con sus gestas y acciones, en un par de horas pone de rnarnliiisio fO que Roberto ni siquiera había sospect 3 do Es dec r, le deshace su m iez, lo despoja, como quien no qu ere la cosa. por pura frrvolidad de sus recuerdos, de su pasado, lo deja desnudo, mas vulnerab e que nunca Desde este momcíiro. la película, sin perder su calidad y su interés inicia su declive Al verla al cabo de vein (ic nco aüos. ei tercio tinal parece h ü í envejecido ¿Por que Defadc ser una tiisfona e tnciamenle personal, un drama entre dos pet ona 5 Dino Ri i entra en una zona quE pDdnaiTXiia Harnar costumbn mo- La e) f mujer de Bruno, su hi ¡a. el madurísimo prüineiido de esta, el hombre de negocios con el cual Bruno esíá en deuda, tos bailes- -moüGmos la libertad de tas playas, lodo eso, que era relativamente nuevo íiace un cuarto de sigto, hoy parece tópico y. por supueito. anticuado (Siempre he creído que solarTtente Jas cosas inautenticas en su tiempo resultan aniicuadas- cuando ha pasado su momento, las otras son antiguas, c o b. en distinta y casi opuesta) Hasta qua empieza esa declinación, sorpa o es una obra maestra, que u iüza con enorme acforlo los recursos del Cine Porque se trata de una obra ngurosamenle cinemaiog ratea; no podría Contarse- ni representarse- en un escenario hay que verla l eíocuenca de las imágenes- d e las nnagcnes en movEmiento, se entiende- es extremada. La película arrebata también ai espectador, lo lleva en volandas, casi como a RotJGiio La alegría que ta impregna se derrama sobre él, to otjliga a una sonrisa tajnsiante que acá y alia esiaifa en carcaiada Luego se va nublando: o, si st? prelrere, todo se va ifientlo de fuz de pornente. Se va viendo que Bruno prodiga la aiegna que no tiene, da la impres í n de que la toma en préstamo- u n presramo que. ccffñD los de dinero, las liras que le ha sacado a todo el mundo, las que le va o diendo todo el día a Roberto- sabe que no ha da dcvotver Pero también sabe que no hay plazo que rio se cumpfa ni deuda que no se pague esla podría ser la conviccon rnás prolunda do Brurpo. ei orgen de la rrsteía que lo envuetve, pero que no quiere aceptar, que no S 3 f? e aceptar, y esto es probablemente lo mas tris e