Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
L II Festival internacional de Teatro Independiente, de Madrid, organizado por la empresa del teatro Alfil, comenzó entre la espectación de quienes les importa el teatro y algunas incidencias. La primera de ellas fue la suspensión del acto inaugut ai, en el que Nuria Espert, Francisco Nieva y José Monleón iban a hablar acerca de este teatro experimental, de investigación, y de sus varias trascendencias. Antes de esto habíamos sabido ya de la imposibilidad ¿se dice técnica? de coloquios posteriores a la representaciones. No conviene hacerse pasar, en estos asuntos, por especialistas en materias abstrusas, po r eruditos a la violeta o gustadores de hermetismos. Todo lo contrario. Lo que verdaderamente importa es la sociedad, la realidad de la sociedad. Para reflejarla, para someter al experimento crítico sus crisis, el teatro llamado independiente emplea medios de expg esión estética nuevos o escasamente explotados, huye del imperio que ejercen las estructuras teatrales consabidas, las cuales reflejan otras de carácter social e incluso político. En última instancia, toda vanguardia, hasta que no pasa a la reserva, constituye un desenmascaramlento. Y los proyectos de esta índole son habitualmente muy penosos. E II FESTIVAL INTERHAGUNAL DE TEATRO INDEPENDIENTE Transformaciones de lonesco, Shakespeare y Chejov corporal, hacen posible que un mismo cuerpo pueda reprssentaiT prácticamente sin transición numerosas conductas, transmitiendo, por tanto, ideas diferentes. Queda claro aquí hasta qué punto los problemas humanos reales De cómo el señor Mockinpott consiguió libraf se de sus padecimientos es el título exacto de la obra, escrita en 1968. Parece ser que en el espectáculo montado por el grupo alicantino se mezclan, siguiendo el mismo mé- animus de la imaginación gallega, y también de la penetración en la lengua propia, la cual crea por sí misma, como toda lengua, categorías sociales y de relación. La mágica irracionalidad de la naturaleza y del más allá que buscan Macbeth para sustentar su poder es mostrada aquí mediante una estética que para nosotros es más íntima y Operativa y procede de una voluntad malévola que comprendemos, casi físicamente. Porque, efectivamente, la historia de Macbeth pudo ocurrir en aquellos tiempos, pero ainda cabe a sospeita de que siga pasando hoxe, con variantes pouco dignas de seren constatadas Se da en la representación, además, una perfecta armonía entre la intei pretación, el tratamiento del texto, que afila el SAUITATIONS DE lONESCO, POR EL GRUPO POZORAVI, DE ZAGREB Sobre una diminuta variación absurda de lonasco, tres admirables actores yugoslavos desarrollan corporalmante la conocida Idea ionescina da la incomunicación humana. La exactitud, la nitidez mímica y pantomímica es un ejemplo magistral de expresividad. No se trata de que todo actor sea acróbata y joven, pero sí que aprenda que su cuerpo es un instrumento fundamental de teatro. Son los cuerpos ios que deben damos el contexto inmediato del papel que representan. Por eso he hablado de la ejemplaridad magistral de estos tres actores. La fuerza, la vivacidad, la disciplina de estos actores, y también su versatilidad Tres admirables actores yugoslavos desarrollan magisiraim, ente la temática habilual de lonesco. que tratan de expresarse dependen de los problemas del actor con el instrumento de representación, que es su cuerpo, por medio del cual, y solamente por ese medio, puede alcanzarse lo que llamaremos categoría espiritual del papel que se representa. Una nación como Yugoslavia, en la que es posible que organismos oficiales atiendan a la formación del actor de un modo tan minucioso y perfecto, dvidei iteinente íes Tana- nación que da al teatro importancia capital. Como último dato diré que, en Yugoslavia, todo el teatro es del Estado, lo que rebaja la capacidad de compromiso ideológico serio. UN PETER WEISS NO REPRESENTADO Más incidencias. El señor ds Mockinpott de Peter Weiss, que tenía que ser representado por el grupo Ziasos, de Alicante, no se representó por orden superior. todo empleado por Weiss, fórmulas brechtianas y artaudianas, es decir, planteamiento didáctico y expresión cruel. Así es como se describe la historia- -que nos quedamos sin ver- -del hombiTe masificado perfecto, p e r d i d o como han dicho los de Ziasos, en el laberinto legal Otra vez será, si es que hay otra vez. MACBETH OE SHAKESPEARE, POR EL TEATI O CIRCO E 1 JV ORt íA Un Macbeth en el siglo X M gallego hace beligerante la estética del autor inglés, e incluso la metafísica. No es, ni mucho menos, este Macbeth del Teatro Circo de La Coruña, una mechanicaf; traslation del original, sino una localización- uni versalización inteligentísima de los mptivos fundamentales de la obra, que son las brujas, la naturaleza y lo demoniaco. Todo el misterio ultraterreno del Macbeth brota en esta versión del sjbtexto, y el montaje. Y de todo este conjunto, del que se han despojado los aditamentos ro- No se representó a Weiss Slglo XII gallego: Macbeth S 9