Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
mnm m míim m M D ON Ramón Cuadra Medina fue nombrado capitán general de Canarias en el Consejo de Ministros del 25 de octubre de 1974 y tomó posesión de su cargo el 5 de diciembre del mismo. Un henmano suyo, don Mariano, es teniente general y ministro del Aire. Don Ramón Cuadra Medina ingresó en la Academia General de Zaragoza e- I año 1929, y, posteriormente, pasó a, la de Caballería de Valladolid. Salió de la capital vallisoletana con el empleo de teniente en julio dei año 1932. Se le destinó al Rraiimiento de Cazadores de Cabalilería número 2, y, seguidamente, al número 5. De julio de 1935 a julio de 1936 prestó servicio en el Cuerpo de Seguridad. Cuando comenzó el Alzamieríto estaba en la situación de disponible en Valladolid. Cooperó en la ocupación de esta ciudad castellana para pasar a prestar servicio sucesivamente en los frentes de Avila, Toledo y Madrid. Ascendió a capitán en marzo de 1937 continuó en los frentes de Toledo, Madrid, Aragón, Levante y Extremadura en unidades de Caballería. En 1939 fue nombrado profesor de la Academia de Caballería. Permanece en dicho destino hasta 1942, fecha en ia que se incorpora como alumno a la Escuela del Estado Mayor. Hasta 1945 continúa en la Escuela, año en que es ascendido a comandante y se le concede el diploma de Estado Mayor. Como comandante de Caballería diplomado prestó servicios en Jos Estados Mayores del Vil Cuerpo de Ejército y de la División de Caballería hasta 1946, en que vuelve a desempeñar el cargo de profesor de la Academia de su Arma. Asciende a teniente coronel en 1957. Presta servicio en eil Estado Mayor de! Cuerpo del Ejército de Castilla. En 1960 es nombrado jefe de Estudios de la Academia de Caballería. Asciende a coronel en DON RAMÓN COADRA MEDINA Teniente general de Caballería Fecha de nacimiento Fecha de paso a la situación B Fecha de paso a la reserva 29 de diciembre de 1910 29 de diciembre de 1976 29 de diciembre de 1980 mando las revalida ahora al frente de la capitanía general de Canarias, cargo que a los ojos de la opinión pública ha ganado actualidad debido al desarrollo de los problemas del Sahara. Son recientes las declaraciones del teniente generail don Ramón Cuadra Medina en uno de sus últimos viajes a El Aaiún: La tranquilidad es absoluta en el territorio, porque el Ejército, consciente de su responsabilidad, ha sabido mostrar en todo momento la necesaria f ¡rme za para que se desista de cualquier intento serio de perturbar nuestras fronteras El capitán general se muestra orgulloso de todas las fuerzas del territorio y de la compenetración de los tres ejércitos: Lo más importante para nosotros es el soldado, y tanto el soldado como la oficialidad han demostrado una preparación y una responsabilidad fuera de serie. España tiene Ejército Don Ramón Cuadra Medina separa perfectamente 1 a labor de las Fuerzas Armadas de aquello que pertenece ya al mundo de la diplomacia. Así, cuando se refería a ila captura de una parte de la 11 Compañía del Vil Batallón Meharista, exponía: Nosotros solamente hemos cumplido con nuestro deber al impedir que nadie atraviese las fronteras que nos han encomendado, de la misma forma que acatamos la orden terminante de no trasponer los límites con los países vecinos Dice también el capitán general de Canarias: En el momento en que nos den la orden de partir, nos vamos. El Ejército no piensa en un plazo prefijado. Nosotros no estamos sujetos a plazo alguno, porque tenemos una misión clara y precisa que cumplir Sobre la posibilidad de un choque militar con Marruecos, expresa: En e s t e momento no existe enfrentamiento con ninguna de las tres naciones que limitan con el Sahara 1966 y ocupa sucesivamente los cargos de segundo jefe de Estado Mayor de 1 a Capitanía General de ia Vil Región MiJitar y el mando del Regimiento Acorazado de Caballería Farnesio número 12. General de brigada en 1969. Es nombrado gobernador militar de Santanider. Posteriormente es insipector de Caballería de la Primera, Séptima y Novena. Generail de división en 1972, desempeña, ya con esta graduación, los cargos de jefe de Transportes, primero, y director del Servicio de Mantenimiento, a continua- ción. Permanece en este puesto hasta su nombramiento como capitán general de Canarias. El teniente general don Ramón Cuadra Medina posee las siguientes condecoraciones: Medalla de la Campana, dos Cruces del Mérito Miilitar con distintivo rojo, dos Cruces de Guerra, la Medalla de Bronce al Valor y una Cruz del Mérito en Guerra italiana. Orden de la Corona Italiana y la Cruz, Placa y Gran Cruz de la Orden de San Hermenegildo. Sus naturales d o t e s de