Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
DISCOS AQUELARRE (1) virtuosismo que hondura, en un deseo exquisita del iníérpr ete para regalar de resaltar mejor la filigrana del teji- nos con algo en que la ternura, la do que el acento humanísimo de algu- gracia y el primor justifican el más nos ¡listantes. abierto aplauso, cómo p- ara el sonido y la reproducción técnica, muy pura, HAENDEL (3) STRAWINSKY (6) Música de aquelarre ma non tanto diríamos, con todos los respeitos al títuilo empleado para su brillante djisco por RGA En efeoto, no- hay sino una proxiimidad relativa en varias páginas que, a excepción de la obertura de Arnold Tam O Shanteír que, al menos para quien ñrmia constituye novedad- -música bien escrita, con juegos de timbres eficaces y relativa oiriginalidad temática -no son sino fragmentos de obras muy populares o números que todo aficionado conoce bien: los ginomoe de los Cuadros de una exposición, de JMoussorgsky; ta Danza macabra de Saint Saens; el Vals Mefisto de Liszt; la cabalgata de las brujas de Hansel y Gretel de Humperdincli; Una no Ctoe en el monte palado de Moussorgsky... Queda eil interés dé las versiones, Y, sin duda, resultan dignas de aplauso! as que ofrec: e Alex- ander Gibson al frente de la Orquesta Sinfónica de IjOndres. IWOZART (2) Todo es brillante en el disco Fontana que suscita la referencia: el disco mismo, de una grabación de pierna sonoridad y, nitidez; la versión espléndida que de las obras oíreoe la Orquesta Pilarmónioa de la Haya, dirigida por Willem van Otterloo, y la música de Haendel, freecsa, pura, inspirada, -muy directa y seductora. La Música para unos Festivales acuá, ticos y la para los Reales Fuegos Artificiales tan conocidas y gustadas, pocas veoes: se han producido en forma que justifique un elogio tan abierto coimo en esta coyuntura, EJ disco, en resumen, se recomlenida po r sí mismo. BEETHOVEN (4) Una nueva versión del prodigioso Don J uan de Moaart, su ópera ca. pital. Con ieí maroüamo de legitimidad que íuipone estar interpretada por los elementos que han hecho de esta obra pie ¿a fundamental y permanente en los S stiva (lies de Aix- en- Provence, que nf, en balde alcanzaron popularidad inter- nacional. ¡Rige la grabación- -presentaSCHUMANN (5) da, con cuidado sumo, por Pathé -el maestro Ilans Rosbaud, ideal en la Lajs nuevas generaciones de aficiofineza y el primor que, dentro de la vivacidad, sabe dar a la partitura. -Son nados deberán al disco, en un mañafortuna sus intérpretes T- eresa Stioh Rmdall. na más o menos próximo, la el arte de que se haya P Crdido Suzanne Dancó, Anna Moffo, Micola singular no todos conceptos de Walen G- edda, Maroello Cortis, Rafael Arlé... teír Giesseking, una de las figuras Como p rotagoinista, en la intervención de más transcendencia para su carrera, íundameintales del pianismo universal. Muerto hace pocos años, nuestro compatriota Antonio Campó, ra La Voz de su Amo nos trae ahodos ejemplaque iluce su voiZ timibrada y se produce res versiones del- gran concertista: con seguridad digna de encomio. Per- dos obras de Schumann, la una. el fecta ia Orquesta del Gons- ervatorio de Concierto en la menor con orquesParís, y, como siemprie, ideal la ins- ta; en misión de solo pia nístióo, las piración del compositor salzburgués, Eiscenas de niños Y si en aquélla más admirable cuanto más se lo fre- el cortejo de- Herbert vom Karajan y cuenta. Quizás, en comparación a otras la Orquesta Filarmónica es decisivo, grabaciones, la de Rosbaud temga más en és ta basta y sobra la sensibilidad Porque no se trata de música mayoritaria, no abunda lo que debieria en los catálogos la representación de cámara. Es ahora Phihps quien nos ofrece los dos encantadores cuartetos que inician ta colección monumental de los beethovenianos- en fa mayor y sol mayor opus 18, números i y 2, réspeótivamente -a través de la versión m- uy calificada que de ellos hace el Cuarteto de Cuerda Budapest en ejecución muy empas tada y homogénea; dentro de los cánones, tradicionales. El registro es cuidadoso; la audición, muy grata. Porque si, otras obras de la colección resultan de más trascendencia, quizá sean éstas las más seductora- s y amables. El nombre de Erneet AnseTmet, el insigne maestro suizo, se ve ligado en IS historia de nuestro arte aJ de las grandes figuras de la composición moderna, muy especialmente al de Strawinsky, de cuya obra fué un s- ervidor tan calificado como entusiasta. El binomio Stra- winsky- Ansermet supone ya una previa garantía, que el disco Decca no empaña, antes bien acrece. La Orquesta de ia Suise Remande, de la que es titular el maestro, presta un concurso de gran calidad y precisión. Petroucíika una de las obras que inició el camino de la popularidad del compositor ruso y, pese a él mismo, una de las fundamentales, hoy también, de su repertorio, se oye con la satisfacción que dimana de su color, de su fuerza rítmica, de su acento peculiar. ESPAÑA (7) Surge el disco presentado por Columbia en una magnifica oportunidad: cuando llegan ios mejoree, más unánimes y entusiastas informes sobre el éxito alcanzado en Berlín por Pilar Lorengar. La ya ilustre soprano se Done, muy bien acompañada por Félix Lavilla, al servicio de una serie de páginas fundamentaj es en el campo de la canción de concierto española: desde las Treis tonadillas d- e Granados, y la Asturiana de Nin, hasta los Cuatro madrigales amatorios de Joaquín Rodrigo, pasando por Tres canciones castellanas las más populares del ciclo de Jesús Guridi. algunas páginas de Turina y dos dé las lásicas, tan bellas, de Eduardo Toldrá. Quizá sólo cabría oponer un Jdgero reiparo al timbre sonoro, que afila con exceso el de Pilar Lorengar, por lo demás artista, brillante, segura y en plena madurez vocal e interpretativa. Antonio FERNAJStlSZ- ClD (1) (2) (3) (4) (5) (6) (7) R C A 31,16219. P a t h é D M X 107- 110, F o n t a n a 698 008 CL. P h i l i p s A 01194 7. V o z de su A m o l A L P 538, D e c c a L X T 5425. C o l u m b i á 32037. IÍÉL 1 1 1 Í L A A N e O S T i A D L. O I M i P O S I B L E Uó f á o l l- da t r a t i q u i j i d a d Ip d i f í c i l a n g u s t i a E n t o n c e s inoonsclenteftiefite, co o EN EJERCICIOS: DE P A R T I D A SOPEÑA o h i s i m o s y no sólo los a la misa de d o m i n g o es d i f í c i l popqu sus Dios los ponen en un que se l i m i t a n sep c a t ó l i c o no d e b e r e s hacia r i n c ó n de f ó r- Por el P. FEDERICO para evitar esa a n g u s t i a t r a m p e a m o s con lo d i f í c i l para, por lo m e n o s h a cerjo llevádfepo. A s i pasa c o n n u e s t r a vida r e l i g i o s a Para m u c h o s p a r a m u-