Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
Oleo de Borras Gasaiiov (Gírenlo de Bollas Artes. ¿ü n pájaro? -Una paloma. -No es una paloma, no... Es el Espíritu Santo. -En este caso, no. De todo ser que aletea o vive y es, podemos decir que es un spíritu; pera en. otro sfintidQ y J l e o t r g modo. En este caso, la paloma que allí va no es ni más ni menos que paloma. De pronto la paloma vino ai suelo. En la pechuga blanca, un hilo rojo. La posta de un cazador la había herido de muerte. El hombre la cogió, lleno de lástima. Pero el dolor, la compasión y la impotencia ante el hecho que no pudo evitar ni podía tampoco remediar por más que hiciera, le proParábola del teorizodor sensitivo. dujo una crisis de cólera, de encono y de ensañamiento. Despedazó la paloma, mienErase una vez un hombre que vio volar tras éxcláníaba. Tescépttco y üardóaico un ave... -Esto es la vida... ¡Miseria... El hom- -Es un alma- -se dijo, extasiado. bre, un ser cruel... El alma y la belleza, Y una voz, a su lado, le dijo: visceras innobles y hediondas... -No es un alma, no; es un pájaro. Trató, en ataque de furia, de perseguir dor; el sensitivo que piensa... De un lado, la cabeza; del otro, el corazón -decía el cantable famoso- Pero sucede en muchas ocasiones que corazón y cabeza no marchan cada uno por su lado, sino que el uno y el otro se usurpan mutuamente las funciones, y resulta que prensa- el corazón- y siente el pensamiento, i Buena mezcla? Puede serlo y puede no. En el caso de Borras Casanova creemos que sería preferible que no influyeran tanto en su pensar los escozores sensibles y que al sentir no influyeran las teorías sobre sus sentimientos. Por qué... Se nos ocurre a este respecto una parábola.