Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
Lo que revela ei cine C ONSTITUYE un curiosíj espectáculo, revelador de los estados de alma de cada país, el desfile por las pantallas cinematográficas de las actualidades del nnindo. Alemania, por ejemp o, no hace sino exhibirnos el gran aparato de sus paradas militares. Italia filma preferenten ente multitudes entusiastas y perfectamente disciplinadas ue aclaman a su jefe. América, a su vez, reproduce trabajos o catástrofes; gigantescas. Kn cuanto a Francia, nueve por lo menos de cada diez veces, hace pasar por la pantalla, carreras a T e en ¡os Iwsques de Versalles o solemnes finales. L, os espectadores extranjeros, deben creer sin dula Cjue medio París pasa el tiempo ded ¡ca ló exclusivamente a la tarea de ver desfilar corr edores y- ¿A otro medio, entierros... La economía soviética. No es poco, ciertamente, el asombro que produce la noticia del acuerdo económicocomercial concertado entre Rusia y el Reich y firmado los días antes de que las negociaciones franco- soviéticas de Ginebra tuviesen un favorable desenlace. Según el acuerdo en cuestión, el Reich obtendrá de los soviets las materias primas (jue eventualmente le sean necesarias y esta particularidad no puede por menos de celar movimientos diversos en una época en que Hitler persigue la realización de un programa de armamento que sobrepasa en mucho lo que necesita la defensa de su territorio. Por otro lado, el Reich se afana en aprovisionarse dé materias primas que paga tarde, mal y nunca como vulgarmente se dice; y probablemente por falta de crédito exterior ha debido dirigirse a Rusia. En la Unión Soviética, el plan auinquena! ha dado algunos resultados satisfactorios en determinados sectores, si bien las cifras dadas tienen un evidente contrapeso en el notorio fracaso de otros aspectos como los productos de la tierra y la ganadería, necesitados del concurso de una mano de obra que hasta ahora ha sido difícil de obtener. Iji lana, por ejemplo, se produce en cantidad insuficiente para abastecer los mercados interiores. Deben ser tenidas en cuenta las auténticas posibilidades de exportación que pueden ofrecer los productos rusos, para situar con toda exactitud el nroblema, bien entendido, desde luego, que los resultados alcanzados por el plan quinquenal son insuficientes para hacer írente a las necesidades de k población soviética y que, por otra parte, los dirigentes de Moscú no exportarán a Alemania sino la cantidad de materias- primas bastante a saldar el precio de ciertos objetos indispensables. Desde el primer momento o b s e r v a r á q u e los exquisitos P O L V O S Gerriey e v i t a n los p o r o s d í l o l o d o s y el brillo d e lo c a r a s u a v i z a n las facciones, disimulan los o r r u g o s y conservan e l rostro j o v e n y fino. Por esto, y p o r su d e l i c a d o p e r f u m e G e m e y son los polvos p r e f e r i d o s d é t o d o s los señoros q u e se p r e o c u p a n d e sü b e l l e z o Coja 5 Ptos. triMSKE APACTEI R D HUDNUT POtVOS OTRAS CREACIONES Gemey CKMA OE NOCHE- CREMA V O U m- COLOÜEIE- CREMA U QUIOA DE PERNOS- lÁPlZ DE lABIOS- COIONIA- lOCIÓN ExiüAcro- B R I U A N U N A- TALCO REfRESCANTES