Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
t de noche, que se ponen coii la misma senciüez que los de tarde; es una de las razones, la mejor, sobre las que se apoyan todos los esfuerzos para reclamar la vuelta de las elegancias verdaderas. No pretendo que los vestklos realnieníe escotados no se uelvan a vCi y rueí o a ustedes que no me ha. íían decir lo ¡uc r o he escrito nunca; esos trajes sé, Hevaráii siempre en determinadas circunstancias, pe-