Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
Ella, como íposeída del espíritu malo, no pue- so de la mano izquierda, deja de ser un de santiguarse ni persignarse cuando entra privilegio. Pero lo cierto es que se impone en el templo. ¿No es una iiena vería con- ía educación de esa mano tan injustameate denada a tan evident J inutilidad? postergada. Con ello saldrán ganando todosEn cambio, y vayase lo uno or lo otro, aquellos, que por desdicha suya no saben está libre de toda imputación criminosa. En d. ónde tienen, la mano derecha. A ver si este punto es absolutamente irresponsable capibiando de mano pueden conseguir algo d t ctMiquicr hecho delictivo. Ella no mata. más. Una pistola en su mano no acertaría a. hacer blanco. Eilla tampoco roba, porque las cajas De ttn relato sobre la boda de una mora de caudales se abren con la derecha, y con la derecha también operan los carteristas y en Tetuán, nos dice un cronista detalles altamente pintorescos como el siguiente y caatracadores. tado color: Por no hacer daño alguno, ni siquiera se La novia se tiñe las uñas, atreve a coger un bitsuri para la más senci- con añil, le pintan las cejas y manos y pid le lla intervención quirúrgica, y si es en ¡po- entrecejo, le pintan lunares, usan cierran el el blanco lítica, en la que ha buscado un poco de x- y rosa ipara las mejillas... posición al querer extremar su izquierdisY lo gracioso del caso es que la novia va nio, quizá ¡para desquitarse de sus inactividades, ya han visto ustedes su fracaso. ¿Quie- envuelta en blancos cendales desde la corore esto decir que por esta quiebra la mano nilla a los pies. izquierda debe seguir en tan manifiesta in- Y d a r o está que así, el novio no la pueferioridad cerca de su hermana la usitrpa- de ver ni tpintada. Aquí, en lo práctico del rostro femenino dora derecha? Nada de eso; al contrario, nos parece muy bien, porque es lo justo, el no hemos llegado a tanto; pero ¡quién sabe 1; propósito rehábilitador que persigue la liga el chorizo hace lamentables estragos ni las muchachas de hoy, que ipor ciorto ya no Ambidestrat Culture Society. podrán decir a sus respectivos galanes r Hoy más que nunca debe educarse a ía Mira, rtquito; cuando a fflí se me ipone enniano reducida a sltriiple auxiliadora, dándo- tre ceja y ceja... porque como las han sule igual ejercicio y categoría que a la dere- primido casi de raíz quedarían más en richa. Es hora de que se le dé ía alternativa, dículo todavía. y ahora que se prodiga en el toreo y en la política el inano a mano con mayor razón. LííM Gabaídón. La que acaso proteste es la clase de zurmCBVJOS BE C Y J U N O dos, (porqtie para c- íia, taíi. adiestrada en el