Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
1 auavo NOTICIAS Y COMENTARIOS DE TODO E MUNDO L Acallamos de recibir el nümer correspondiente a 1. le enero de la revista XaMo Técnica BKta Veterana publicación, il cumplir el décimo aniverííario de su exist sncia, ha editado, con el prilnor, a que nos tiene acostumbrados, un ntSmero extraordinario que puede caliKcarse de verdadero alarde en toda su extensión. Entré otfos artículos de ínteres, flestacaa en liste número los rttferentes a Un Superheterodino para corriente continua y un eliminador de alta para automóviles. Incluye asimismo Radio Técnica un suplemento de programas de las emisftj s locales españolas. Pencitamos a nuestro colega por et luagntfleo alarde que supone su número. en el palacio del muelle de Orsay, hubo el día del plt biíf 4 ifo del Saar, numerosos receptí res complementado por otros tantos taquígrafos, pai- a reciíger noticias de la votación a medida que ésta se celebraba. Y ya que hablamos de lo del plebiscito, reciñéremos cfm cierta ihcredulidad otra noticia publicada en París, según la cual, en la emisora de Bstrasburgo, correspondi te al gTui o de. las del Kstado, se recíibieron en vísperas de. la votación amenazas en sran número, y de violencia, las que hubo que proteger no sftlo aquella estaciún, 6i no también la emisora de Brumath. Claro está, aue no ocurrió nada de lo que se temía. Un periódico parlsiencBe, de ratUo, dedica a. nuestro eminente compatriota el íns e maestro Fernández Arbós, elogios extraordinarios con miotivo del concierto que dio al frente de la Orquesta, Nacional, y entre otras cosas dice ue merece el ajfradeclmiejito de los convpositores franceses Y de los públicos españoles, añadiremos por nuestra cuenta. La rodio en Itollo. Sa Gobierno i t á l i c o ba o s a d o ufta comíaión encargada de estudiar loa modelos ae receptores de tipo popular atie se han exhibido en la reciente Expo icI 6 n de Milán, y de elegir entre ellos el raejor, que será, en aquella península lo que en Alemania es el faiiioso receptor hiüerlaíio, es decir, un aparato perfecto y ¡áe reducidísinxo precio, que favorezca la afición a la rodio entre las clases menos acomodadas. Pero... -i siempre hay algtln pero! -según parece, ha habido airrapaclones Industriales que han realizado maniobras encaminada: a evitar la competencia, y a mantener en vigor los actuales precios de venta. La JPrensa confía que la comisilón sabrá impedir tales maniobras, y hallará, un aparato verdaderamente accesible a las fortunas m s modestas. I a red de emisoras italiana qu comprende en la actualidad la de Roma, Milán, Turln. Ñapóles, Florencia, Trieste, Bari, Genova Palermo y Adzano, va a contar con una más, la de Bolonia, que se llamará, también Radio Marconi. I a estkclOn, se construye en Dudrio, a diez kilómetros de Bolonia, y en esta ciudad estarán instalados los estudios, t a edificación se realiza por cuenta del Aynntamáento. I potencia de la emisora serA de 50 kilowatios. En ei Brasil. El Gobierno brasileBo ha contratado con la comltaSIa Marconi la Mistraoción de ñu e estacionéa emisoias y receptoras, para con letar la red telesn- Afica y telefónica del jtals. Tres de las estaciones indica, das üe instalarán en nn iaisniía sitio de los alrededores de Río de Janeiro; d s en Recite, y una en Portoalegre, BeUm, Bahía y Ponteza. El éxito de tos S. O. S. lanzadoj por radio Aleümas cifraa referentes a los S. O. S. lanzados por la radiotelefonía Inglesa dan una idea exacta de los resultados de esos llamamientos difundidos en proveíalo de los particulares. En el segundo trimesti de 1934, las emisoras nacionales Inglesas emitieron un total de 366 S. O. S. o noticias policiacas; de ese núme i, T 7 T S. O. S. concernían a casos de enfermedad 71 tuvieron el éxito deseado; 3 S quedaron, sin- respuesta, y de tres no se sabe nada. Además, 40 servían para llamar a los testigos de accidentes ocurridos; 23 tuvieron el éxitodeseado y 17 quedaron sin respuesta. 2 se relacionab JK con un crimen y ninguno de los dos tuvo éxito. Coít las emisoras regíoijale. que ae empicaron tamlrfén para el mismo fin, se difundieron as S- O. S. y 3 de losj 6 que se referían a un crimen, tuvieron el éxito espí rado. En cnanto %lo s d nás acertaron en la misma proporción, poco nsás ó menos, que los de las amlsoras nacionales. La rodio en Francia. Un importante semanario titulado Le Hqiat Parleur, que se publica en París, dio hace poco la noticia de que en el nuevo edificio de la Presidencia del Consejo, habla una antena receptora. J Ues bien, ncgün parece, allí se ñispondré. no sólo de una instalación receptora, sino, de una estación emisora, por medio de la cual el jefe del Gobierno comunicará órdenes e instrucciones a los representantes diplomáticos en el extranjero. Aun sin llegar a esto.