Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
i. KTKAS. ARTlvS, CIENCIAS í CIMESTADO DE I A TOBRK E I n E L POR MEPIO BEL AIBB COMPKIMIOO, KN MAYO DK 1 S S 7 bro de propios y extraños, y en la actualidad, para los extranjeros que visitan la capital de P rancia, constituye una de las mayores atracciones. Cada año recibe la visita de medio millón de turistas, y, desde que existe, sus plataformas han sido recorridas por más de trece millones de personas. Desde su cima, la T. S. H. lanza la voz de París al mundo entero, y en tanto que la gran pirámide no mide más que 140 metros y el- obelisco de Washington 169, la torre Eiffel eleva sus 300 metros hasta el cielo. Esta fué la obra en cjue eulrniíió eí esfuerzo perseverante de tüffel. Gustavo Eifíel, nacido en Dijon el 15 de diciembre de 1832 realizó sus primeros estudios en diclui ciudad y en Santa Bárbara, completándolos en la Escuela de iWtes y Oficios, donde concluyó la carrera. Obtuvo seguidamente un empleo en la Compañía de los ferrocarriles del Oeste. En 1858 i n i c i ó la serie de sus grandes construcciones, s i e n d o la primera el puente metálico de Burdeos, en e! que empleó para la cimentación de las pilas el entonces nuevo procedimiento del aire comprimido, que asimismo utilizó, perfeccionado con las enseñanzas que dedujo del primer ensaj p en el puente sobre el Nevé, de Bayona, y otros que, bajo su d i lección, fueron c o n s truidos en las líneas del Mediodía y Nueva Or- leáns. PILO. DE r. iBRICA DK UNO DK I.O S 1 II. AROTES DE) A Entoaces tenía E i f fel veintiséis a ñ o s y pronto adcjuirió un extraordinario prest i g i o. TOEKB (ABBTL 18 S 7) Su actividad fué excep-