Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
bETKAS, AHTUS, CIENCIAS EL FUNDADO DE BLAXf- O Y SISGRO Y A B C E S 1 8 9 3 A correr de la pluma. D- T O R C U A T O rxcA a! re uerir la pluma ia liemos hecho resbalar sobre las Lniartiilas tan temblorosa y. ein (X iünadauieme como en estos instantes en que- -calientes íúr. ios restos moríales, cárcel mncilenta y aplomada sa en el eterno ¡le. scanso, de un espíritu e x c e l s o- -t r a z a m o s el n o m b r e de nuestro fundador, de nue. tro padre y m a e s iro íileTianiado. Bien ue muy liondas. Ijaio una fecunda y mullida costra de gratitudes. iniore enseñanza. las fuentes soterrañas y puras de rmestro- sentiniienlo brotan espontáneas y! il) res. v. en su mismo impetuoho y desbordado Huir, ruedan en desm a y a d o s silencios de llanto, se encrespan en oleaje de fiero dolor inconsolable, a h o ra son espejo de cristianas resignaciones, luesro, empenacha la protesta de h u m a n a di. sconformidad con el D e s t i n o espuela, de. spués. (le viriles alientos para merecer y continuar la síraiule obra del g r a n h o m b r e d o r m i d o para siempre, y antes, en las d u d a s V temores de la enfermedad amenazante, y hiet; o. en las aífoiiiosas h o r a s premonitorias de certidumbres fatales, y ahora, en, que la mano terrible de la suprema verdad ha estrujado en un parvo y t r i o hacecito dé huesos aíjueila humanidad poderosa y fecunda, nos rihoíjün con sus láií, rim; s. y nos a r r a s t r a n y nos azotan, y nos dan la conciencia de que liunca- -y meno. en estos instantes- -dirán rasíjos escritos! o ue ellas sólo saben esmaltar de e m o c i ó n v e r d a d e r a LUCA D E TENA dé estremecida y palpitante t e r n u r a de filial e inextint iiihle conijoja, N o hay figura que conmueva m á s certeramente las fibras del sentimiento que la de esta escultura viva del dolor de u n hijo ante el despojo mortal al que- -viviente- le debió la vida. H i j o s somos todos los de estas dos Casas (una sola en esencia) del i? rande h o m b r e nacidos de su carne y a m a m a n t a d o s y crecidos en su prolifico v i g o r forjados en su yunque a martillazos de ejemplos que ni Irán tenido p a r ni liaibrán de t e nerlo, sin duda, en la historia del periodismo español... Aquella mirada- alentadora y pen e t r a n t e aquella voz segura y a m o r o s a m e n te conminatoria, aquella vidente perspicacia y aquella solemne serenidad, aquel consejo y aquella solicitud, aquel formidable espoleo en la tibieza y aquel freno, templado y justo, en el posible y h u m a n o a p a s i o n a m i e n t o la risa de aquella m a ñ a n a y el gesto, severo y a la vez conciliador y cariñoso de ac uel a t a r de la lección predicada con el ejemplo y el ejemplo mismo mantenido y llevado a d o g nla, por substancia y virtud de su propia ejemplaridad... La frase segura y el trazo certero, la visión profética y la maravillosa intuición del m o m e n t o el e. spíritu, aleteante siempre y elevándose en vuelo in. saciahle, y los i) ies. ape. ajaüos y firmes en la cotidiana realidad... El dicho chispeante, de sevillano y florido gracejo, y e! teniple, insojuzgable y firme; el equilibrio en l a acción.