Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
LETRA. S, ARTES, CtOíNCIAS tuvo so) Te todo. s los campanarios, minaretes náculo que ya no se hizo nunca, no obstany agujas de la urbe valentina, para qu- cdar- te de que hasta nuestros días se ha plantea. se sólo con im valor representativo, amble do en diferentes ocasiones el deseo de poner mático; pero valor muy positivo, puesto xm remate a esta torre. que despierta en todo buen hijo de ella su La altura del VI ÍT? uelete e. s ig uai a su amor a la bendita tierra en que naciera. circuito: 225 palmos valencianos, y es toda La torre del Miguelete tiene quinientos ella de sillares, de color rojizo por efecto, años de existencia. Bastantes arios antes, rei- del tiempo. Enroscada escalera de caracol, nando en Arag ón y Valencia Pedro IV, d de 207 íi radas, nos conduce a la plataforCeremonioso, el cabildo de la Catedral soli- ma donde se eleva el templete que sostiene citó permiso del Monarca para la construc- la campana de las horas, pues en esta toción de un campar; ario, substituyéndolo por rre, a la altura del tejado de la Catedral, el ¡ue entonces había, ruinoso y de pobre hay un reloj, que durante muchos siglos ha traza. En 28 de m a y o de 1376, 1) Pedro sido el regulador de la hora oficial de la exi) edia una carta, desde MoiTTÍm, accedien- cuidad. La campana anteriormente cita; ia do a la siiplica y reconociendo el laudable fué bautizada en 1418, antes de la terminapropósito lel cabildo de cambiar el cam- ción de las obras de tocra la torre, con panario y hacer otro nuevo, por necesidad y grandísima solenrnidad, siendo padrinos la decoro de la atedral, y después continuar Reina doña Margarita, viuda de 1) Marla obra enipezacia de, los clau. stros, que es- tin, e! Humano, y el ducjue de Calabria, taban liastante viejos, hasta que quedase todo gobernador del reino, y se le impuso el períectarnente hecho y espacioso, para lo nombre de San. Jüguel (en valenciano, Stti cual conventa expropiar los callejones, ca- Miqíid) no tardando los valencianos en. sas y edificios que fuesen necesarios, pre- aplicarle la denominaciÓMi familiar d e Micaíct (tliminutivo- de Miguel) nombre casvio e! pag- o de su valor, y derribarlos Ya con este periniso. en T 3 R 0 se comenzó tellanizado con el de Miguelete. Hay ÚC. el derribo de once casas, y al año siguieti- advertir iue dicha campana pesaba. 300 te se colocó la primera piedra de la nueva quintales. Posteriormente ha tenido c ue ser torre, encargánílose los planos y las obras refundida varias veces; la actual data del al maestro Andrés Jiiliá, a (piien se hizo año 1539. venir de Tortosa, donde seguramente se a azotea del Miguelete es uno de los hallaba trabajando. Un historiador valen- mejores miradores de Valencia; de. sde el ciano, cronista de nuestra Catedral, el ca- puédese extender a vi. sta y contemplarse su nóni. s O D. José Sanchis Sivera, hablando hermosa huerta, limitada, por un lado, por de este maestro de obras, dice: Tan nota- el mar y, por los otros, por las sierras (jue ble arquitecto sólo utilizó para idear la co- la circundan. Para el forastero es visit l losal obra al. unos cordeles, clavos y ma- obligada la subida al alto de esta torre, deras: su gabinete de trabajo, era un co- donde encontrará un campanero muy intcbertizo de cañas, y para atender a la cons- igente que le podrá contar una serie de cutrucción constantemente iba y venía de Tor- riosidades muy interesante, relativa a la to. sa en im mulo ¡ilquilado, trabajaba como historia de las diferentes campanas, todas un peón y tenia i) or cama dos. haces de el as ancianas de varios siglos; a la- antipaja. giíedad y reglamentación d e algunos toPero no fué éste el i inicó maestro, de ques y volteos, a las costumbres de los camobras del Mií tielete; más adelante se en- paneros y sus ayudantes en varias festivicargó de continuarlas un maestro (le al- iades, también de sabor muy tradicional, y bañil llamado Tose Francti, y en 1414 se hasta de algunos pormenores de los suicomisionaba a Pedro Balasjuer, el construc- cidios que de. sde allí se perpetraron. tor de las torres de Serrano. s, para los ¡TasValencia, como es natural, no dejará patos de viaje hechos a varias ciudades con sar inadvertida esta fecha, aunque nos feobjeto de ver campanarios y tomar de ellos memos no le dé la solciunidatí t ue la alta lo más conveniente. En 28 de enero de 1429 significación simbólica del Micalet tiene- sc dieron por terminados los trabajos. c ue- para todos los valencianos. dando por hacer un eminente y suntuo. so T. Llórente Talco. pináculo, circuido y adornado de imágenes según escritura de 5 de junio de 1426, pi POTO BARHKR. Í. S V)