Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
E S 1 C T A C IJ I. o S 1 INTERPRETACIÓN, CON TRAJES MODERNOS, DE LA TRAGEDIA SHAKESPERIANA, POR LA COMPAÑÍA DE ALLEXANDBR MOISSI, EN BERLÍN (1 9 2 7) aun en el torrente, la tempestad y, mejor dicho, el huracán de las pasiones se debe conservar aquella templanza que hace suave y elegante la expresión... No seas tampoco demasiado frió; tu misma prudencia debe guiarte. La acción debe corresponder a la palabra, y esta a la acción, cuidando siempre de no atropellar la sencillez de la Naturaleza. i Qué distancia entre el príncipe de Jutlandia de la tradición danesa, recog ida por Saxo el Gramático, y trasladada al francés por el cuentista Belleforest, y el Hamlet shakesperiano! Y es que Shakespeare concluyó por trasladarse a él. Allí está, efectivamente, su filosofía y su concepto áe la vida, de igual modo que Moliere hubo de exprimir su corazón en El- misántropo. Por eso infundió a la figura tales cualidades humanas, v por eso habrá que penetrar, paia seguirla e interpretarla, en los más recónditos paisajes del panorama interior. El Hamlet de Belleforest es un mágico; el Eíamlet de Shakespeare es un filósofo ha escrito Víctor Hugo, añadiendo más adelante: Aunque está alejado de los hombres, tiene, sin embargo, algo que los representa a todos. Agnosco Fratrem. Si en ciertos momentos nos tomásemos el pulso, nos sentiríamos con su fiebre, porque su extraña realidad es nuestra realidad. El es el hombre fúnebre cpje somos todos en determinadas situaciones. Aunque Hamlet es un caso patológico, expresa un estado permanente del hombre. Es espantfaso y al mismo tiempo irónico. Tiene los dos; perfiles del Destino. ¿Y cómo acercársela él sin un respetuoso y emocionado temblor, sí verdaderamente se aspira a comprenderle y reflejarle... José Ais ¿na. a-