Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
Tí -I ii Nfei es tiertítíSaysu pTbeafaStSTSííígTañeeast ála audiencia. M A S DEL PRCCESO COLL í. f -i D. Juan B. d iTFs Santos, acusador privado. vi D. Gonzalo Cardenal, Abogado iiscal. o m o decíamos e n n u e stro número anteri o r, h a comenzad o á verse en la Sección cuarta de la Audiencia el proceso instruido con motivo del crimen d e Guadarram a. El juicio despertó grandísima expectación, pero cuantos s e proponían asistir á las sesiones en calidad de público, sufrieron en la primera gran contrariedad, por haber acordado la Sala que se celebrase á puerta cerrada. Erí ella, es decir, el primer día, declararon el procesado D. Pedro Francisco Coll, y su esposa, Nieves Hermida. Eran las declaraciones más importa n t e s y aunque no las presenció oficialmen- hiS ÜJ. A i a. ZJJ Nieves Hermida tapándose la cara al advertir que un íotógraío intenta retratarla al paso. Fots. Rivero. te periodista alguno, no por eso dejaron de dar cuenta de lo ocurrido los periódicos. En la segunda sesión modificó la Sala su criterio y y a pudo h a b e r oyentes. L a curiosida d d e 1 auditorio no quedó defraudada en dicha sesión de la vista. A la Audiencia acudieron los reporters fotógrafos de todos los periódicos ilustrados de Madrid, para obtener alguna instantánea de Nieves Hermida, pero no les fué posib 1 e realiza r s u p r o p ó s i t o por complet o p u e s ella, c o n stanternente prevenida, se cubría él rostro con las manos en cuanto veía cerca alguna cámara fotográfica. 2 3 5 6 7 8-