Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
IOS TOROS NOTAS TAURINAS ÁLBUM BIOGRÁFICO T O M A S MAZZANTINI l i n o de los mejores: toreros en la categoría de auxiliares de Tos matadores que se han conocido en los últimos veinticinco años, ha sido sin duda alguna el hermano del célebre matador de toros Luis Mazzantini. Es cosa probada, y ya no falla en casi ningún caso, que allá donde sa! e un torero medio regular- siquiera, brotan en la familia otros y, á veces, tantos como individuos varones hay en ella. Los Romeros, los Guillen, los Arjonas, los Carmonaá, los Bejaranos. los- Fuentes, los Trigos, los Gallos. los Molinasj los Guerras, los Mojinos. los. Regaterines y tantos otros más han puesto de relieve la presunción que hay respecto á que la afición á torear es una manía contagiosa. No podía faltar ni aun en el especia: lísimo caso de Luis Mazzantini, torero sui gflwmí con escasa vocación y mucha menos preparación. Apenas sonó el nombre de Luis ent r e los matadores de novillos, cuandose comenzó á hablar de un hermano que tam- bién quería ser torero. No se me olvidará nunca, la primera vez que vi á Tomás Mazzantini en la calle. Como Luis vestía muy elegante y todos los retratos y dibujos que se daban de él eran con, cazadora, chaquet, fraCj etc. aunque en rigor de verdgd por aquellos años también vistió no pocos días de corto, me fi uraba yo que Tomás tendría también aficiones á torero señorito, y nada más lejos de esto. Era una- taride del mes de Mayo dp, i883i al día siguiente de habetlo visto: torear en. una novillada en la que puso banderillas al cuarto toro de los cuatro que estoqueó sú hermano. Estaba Tomás en 1 a parte de fuera del antiguo café Imperial, recosi d o en la fachada de la Carrera de San Jerónimo, vestía un pantalón claro, chaquetilla corta obscura, faja encarnada y gorra. Confieso que la decepción que sufrí i grande; pero; afirmo que me resultó un tij) o muy simpático aquel joTomás 35 azzáritint. ven de veinte años á quién tan decidido había visto correr los toros el porque ha tenido siet e ú ocho años: riitiy ppcos, y hay que contar que en día antes. de ser tina de los peones dé más fuer- esta suerte lia ganado muchas ovacioDe lo que fué luego ño hay que za é ¡lítéligeñciaj ueheOTós conocido. nes cuando ya tenía los cuarenta añosdecir, pues la actual generación de También en su manera de banderi- bien coíTidos. aficionados ha conocido casi toda ál llear se llegó algún día á rernemorar gran peón y excelentísimo banderi- la figura de Pablo Herráiz, y por algo íletó. sería cuando á esto sé, llegaba. Se, le llegó á comparar con Jtian En efecto, llegó á dominar el sesgo Molina con el capote, en la mano, y y los pares al encuentro, espécialirtcnno fué un disparate tal afirniácíón, te éstos, en una forma, q u e l e imitan