Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
Madre, si sube usted al cielo hágame ustea el favor de preguntarle al agvelo aonde dejó el legón, que tengo que regar luego. Hay poetas descriptivos que son capaces de definir en verso la cuadratura del círculo. Lt oi á uno de éstos definir el tranvía de Cartagena á La Unión mejor que lo hubiera hecho Edisson Madera, hierro y carbón, agua, maestría y dinero componen un gran rigor, y en él suben pasajeros de Cartagena á La Unión, donde se ve á la locomotra echando cl: ispas, á los pasajeros de primera y al revisor. Otro trovador quiere competir con el anterior, y dice: De Cartagena á Herrerías han puesto una gran pared, y por dentro va ia vía, y por la vía va el tren, y dentro la nena mía, á la que siempre quedré, donde une lo útil con lo agradable. El mismo poeta físico- químico, sintiéndose un poco irónico, habla del telégrafo; De Cartagena á La Unión han puesto un gran telégrafo, y eso es una tontería; ganas de pasar trebajos yendo tan pronto el trenvía. i- ü rebeldía lambien tiene sus cultivadores, pues ao Los improvisadores son los que más abundan; no hay más que decirle á uno de estos fenómenos Fulano, trova y Fulano siente en seguida la inspiración y canta: Me llamo Perico. er nano y vivo en l Aparecía, por trovar no me acabaño; vaya por Ana García, que es hermana de su hermano. Otro poeta, agradecido á los favores de un tabernero, le paga con la siguiente improvisación, llena de sincero agradecimiento y frases laudables Tus bramidos generosos me causan enarmonía, y yo te canto oneroso porque eres muy dadivoso, y á la amable compañía. Otro coplero amigo del Morato, célebre bardo entre los juglares de hoz y zaragüelles, improvisó la siguiente trova: Antinoche fi al treato y vide á la emperatriz; platiqué con ella un rato: cabayeros, viva Prim; para trovar, el Morato. ¿Hay ó no poesía, doml. iio de la rima y del lenguaje? Claro es que á veces surge entre estos aldeanos un verdadero poeta, Vicente Medina, por ejemplo pero son tan raros como los padres santos. Lo más frecuente es que estos poetas versifiquen poco mejor que un arado de vertedera. es pasión de ciudad populosa. En la siguiente enérgica estrofa La reina tiene un menistro para su gobernación que ha puesto caros los mistos, y yo tengo un ¿eslabón que echa más chispas que Cristo, se ve que al autor no le preocupan los impuestos ni las leyes. Dibujos de Medina Vera Y para no cansar al paciente lector, termino este verídico florilegio poético- rural con la célebre despedida que por estos campos se usa: ha Fingen del Monserrate es una Fingen d honor; ésta el la fin y el remate; cabayeros, amónos, que lo está esperando el catre. VICENTE P É R E Z PASCUAL. De nuestro Concurso. l, enia: Bardos rurales