Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
Córtese per esta raya. UNA RESPUESTA p n un examen de Historia: yamos a ver si sabes quién fué Riego. -Riego... Riego... Un personaje... Justo, u n personaje... Pero ¿qué hizo? Pties, hizo... hizo... -i Si lo sabes, hombre. Una Cosa muy sonada. ¡Ah, ái, El h i m n o de Riego; BL AGUA DEL MAR ¡Cincuenta mil escudos! ¡Yo los hubiera aceptado, si fuese Callicratidas! ¡Y yo, si fuese Cleandro! -le respondió él general. ¡Bella respuesta! Y miiy digna de recordarse siempre. Po que el deber es la única ley moral que debe guiar á. los hombres, y poi? nada ni por nadie- se ha de que- nunca. GRAMÁTICA a mamá de Albertito le repasa l á lección del siguiente día; pero el niño v a á tener que estudiársela otra vez, porque no se la sab Además del cloruro de sodio, ué contiene el agua del mar? fé pregunta. í Contiene... Contiene... 1 ¿Ves como no te la sabes? Sií que lo sé, mamá. Contiene pescados para comer, EL DEBER to de- la oración? Todos permanecen callados. ¿No lo saben ustedes? Fíjense bien... juanito compra pasteles. ¿Dónde está el sujeto de la oración? -i En la pastelería! -contesta al fin uno de los muchachos, muy satisfecho. CHARADA RemitidapofALFONSlTOCANO, de Madrid J uanito compra pasteles -dice. el maestro a los. niños, con tO (3 a aniabiIidád. ¿póndé esta 1 suje- C egúti éueílta la Historia, el gene- ral lacedemonio Callicratidas; se hallaba uña vez en campaña con: pocos recursos y muy escaso de víveres para sus tropas. Entonces, alguien sé le aéér; eó. ái pedlrléMíina cosa Injusta, ofrecién- dolé, en cambio, 50.000 escudos, cantidad que l e hubiese servido; para hacer fnás llevadera ¡a situación del momento, Pero el general rechazó la oferta con energía. Uno de s u s oficiales, llamado Oleandro, le dijo, al saberlo: Prima digo cuando nie o, aunque también digo íema; Indios está en el pentagrama, pri fna. -tres, en la cabeza. Con esto te puse en íoio de saber todas mis letras sin que te, lleves un. ¡vamos, varón át dos y primera. La solución en el número próximo. SOLUCIÓN Á LA CHARADA DEL NUMERO ANTeRIOR CÁNTARA LA CÁPRl CHOSA CONTINUACIÓN Y así fueron pasando los años. El Invencible envejeció premaíurarneñte; sus negras melenas se tornaron grises primero y luego albas como la nieve de las montañas; que, entonces y ahora, más vida consume una pena que cien alegrías. En las mejillas de la dulce Aurora abriemn dos surcos las lágrimas, secáronse las flores de su boca y marchitóse el brillo de sus ojos de color de cielo. 161- -168-