Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
mCSARLVUCLTA CANTAR ILUSTRADO pletos- -como testigo, al fin, de los sucesos- y puro y sincero patriotismo. Es una o b r a verdaderamente recomendable y digna de todo género de alabanzas. La Mary (El estreno de un autpr novel) por Fernando Pontes. Pintoresca y amena narración de la vida entre bastidores que acredita las d o t e s de observador original y cuentista ingenioso, ya demostradas por su autor en anteriores obras. Tierra argentina, por José María Salaverría. El nombre del autor es el mejor elogio de este libro. Tierra argentina es el fruto de su viaje á la República del Plata, y, tratándose de un escritor como Salaverría, no hay qué decir si la visión será certera, el juicio exacto y el relato atrayente. Algunas páginas de Tierra argentina se han publicado en BLANCO Y NEGRO; ellas, seguraTQffTA DE A I M E N D R A 1 ngredientes: un kilo de azúcar, 250 gramos de almendras, 24 yemas y ocho claras Se hace almíbar con el azúcar, clarificándolo y dejándolo de punto sobre el fuego hasta que se espese; se retira un momento del fuego y se le mezclan las yemas y claras bie. i batidas; se pone en un molde untado de grasa y se dora á dos fuegos. AGUA DI- Ht- RMOSURA T espués de bien lavada la cara, se humedece en seguida con una lejía de sarmientos, bien ¿lara, en la que se habrán echado una onza de tártaro calcinado, dos dracmas de sandáraca y dos de goma de enebro para cada libra de líquido; déjese secar sobre el cutis y lávese después con agua de rosas, y la tez y el cutis tomarán el brillo más fino y agradable. P. eciados ¿O, LA FUNcitAKiA, Xe bi. ¿5. No p e r e r e c e a l Trust Funerario. mente, habrán despertado en nuestros lectores el deseo de conocerlas todas. TÚ no eres tiple, chiquilla, que no te aplauden la voz: ¡te aplauden... las pantorrillas! CONOCIMIENTOS ÚTILES YEMAS CH NAS GREIVIE POLVOS JABÓN MARAVILLOSOS VARA. LA H BIBLIOGRAFÍA La campaña del Rif, por Eduardo Gallego. En este libro explica su autor, distinguido capitán de Ingenieros, los orígenes de la indicada campaña, narra su desarrollo y estudia sus consecuencias, con claro juicio, datos com- C e baten diez yemas de huevo y clara con azúcar. Después de bien trabajado se echan en un molde bañado de mantequilla, y cuando se haya cuajado al baño de maría, se parten en forn. a de triángulos se cuecen en almíbar, con ron. Se sirve caliente. Joiletterostro de las I diaria Preservan el Harca influencias del prio, del I Sol y del aire del Mar, I Blanquean y suavizan divi- 1 ñámente el Cutis J. smOH, 59, Faab. St- Martin, PARÍS Rechazar las falsificaciones. NOTAS D E LA SEMANA Su Real orden, ya famosa, le ha. metido entre dos aguas... ¡Qué mojadura espantosa si no abre bien el paraguas! Dando el Concejo un suspiro multiplicó el alumbrado, porque resulte el Retiro mucho menos retirado Por las reformas urgentes que en b. eve nos servirán, dicen, corriendo, las gentes i Ojo, que viene Cobián!