Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
APUNTES SOBRE L pr n 1854, D. Jaime Méric, jefe y fundador de la casa de banca establecida en Madrid en 1849 bajo la razón social Jaime Méric y que fué liquidada en 186. S, montó no lejos del Obelisco del Dos de Mayo, en la magnífica posesión del Tivoli, antigua dependencia del Real Patrimonio, la primera fábrica de chocolates que ha existido en España, provista de máquinas perfeccionadas, traídas del extranjero V movidas por el vapor, tomando el titulo de Compañía Colonial. En 18 Ó 4, en vista del desarrollo siempre creciente que iba adquiriendo esta nueva industria, y sien- do insuficientes los locales de su fábrica para atender la demanda, su propietario compró un vasto terreno en la villa de Pinto, en donde construyó la que hoy funciona, y que ocuoa con su instalación y dependencias una superficie edificada de 10.000 metros cuadrados, empezando á trabajar el año 1866, y estableciendo el almacén, despachos y oficinas en la calle ilayor, núm. 18. En 1887, el fundador de la Compatita Colonial cedió la casa á su hijo D. Edmundo Méric, quien como apoderado y socio venia, hacia años, ayudando á su señor padre en la marcha y dirección del negocio. COMPAÑÍA COLONIAL A partir de esta fecha, en la que se hizo caro o D. Edmundo Mén- de la Compañía Colonial, merced al impulso que imprimió á la casa, la venta adquirió tal desarrollo, que se vio obligado á ampliar hasta 1 000 metros cuadrados la superficie d: edificios destinados á talleres, dotándole; de aparr. tcs los más modernos para la elaboración de chocolates, á fin d poder; cumplimentar los pedidos de sus sucursales instaladas en provincias, de los numerosos establecimientos de esta corte y de los corresponsales con quienss había abierto relaciones en casi todos los pueblos de la Península, Ultramar y Extranjero. En el ya largo período de años que lleva trabajando la Comt añía Colonial ha obtenido So recompensas industriales en otras tantas Exposiciones nacionales y extranjeras á que ha concurrido, además de otros altos honores j distinciones que el gobierno español ha creído conveniente otorgar á don Edmundo Méric como premio á su constante y dilatada labor para fomentar la industria y los intereses generales de la nación. No satisfecho con que en la industria que dirige encuentren ocupación y bienestar más de 5; oo familias y ser la verdadera providencia de sus empleados y opera- FACHADA DE LA C Í S A D E LA COMPAÑÍA COLONIAL íá INTERIOR DEL ALMACUN DE VENTAS AL POR MAYOH ISfe i!