Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
rriES RLvynLTA f ERRADURA FO- L o s inventores NOGRÁFICA del siglo XX rivalizan en aplicar los modernos descubrimientos á los más prácticos fines- de la vida. El fonógrafo ha servido de base á un alemán para construir una original cerradura de seguridad para las cajas de valores. Exteriormente la cerradura fonográfica aparece como la embocadura de un receptor telefónico. Con esta embocadura corresponde un diafragma con su correspondiente disco. Al pronunciar la palabra secreta ante la cerradura, el disco gira, dejando libre el funcionamiento de la cerradura propiamente dicha. Y la principal ventaja del mecanismo consiste en que la sacramental palabra debe ser pronunciada por la misma voz que haya impresionado el fonograma. Lo oeor que pudiera suceder sería una bronquitis del cajero. N NUMERO He aquí el especDE CIRCO táculo q u e ofrecen al público estos dos artistas que trabajan en un teatro de Berlín: La señora se presenta con un somallí con la misma seguridad que si concesión, que expira en 1958. Tamestuviese; en el suelo. bién se estudia el proyecto de cons ¡Vengan, vengan por acá esos ar- truir otro canal paralelo al que actistas á ver si influyen en el cambio tualmente se exolota. de la modasombreril... Porque ese numerito es toda una sátira. Aunc ue pARASABERLAHORA E n algunos también puede ser de un ligero simPOR LA NOCHE amebolismo aplicable al amor conyugal. -ricanos se ha La mujer que quiera bien á su ma- instalado un ingenioso aparato en rido debe ponerle siempre sobre su beneficio y comodidad de los viajeros. cabeza -ha dicho un escritor. En adelante no necesitarán éstos enNo puede dudarse de que estos ar- cender luz ni tomarse la más insigtistas viven y nos enseñan el cum- nificante molestia para saber la Iiora plimiento de esa máxima conyugal, j durante la noche. Bajo la almohada hay colocado para ese objeto un peNA COL NA Ya no es sólo la fe queño receptor telefónico que conuiVIAJERA quien transoorta las, nica con un reloj central. El huésmontañas. La inge- ped, al despertar á las altas lloras, niería moderna acaba de realizar no necesita más que ponerse al oí k) otro tanto en Inglaterra. El trans- el receptor y oprimir un l) otón. En el acto un juego de cam anas le hará porte de moles y edificios no es á estas fechas cosa nueva; pero lá em- saber la hora, los cuartos y los mipresa acometida y realizada por el nutos que el reloj señale en a uel inglés Girossmith excede á toda pon- momento. deración. El ingeniero Grossmith había descubierto un rico filón en el distrito CHISTES minero de Northamptonshire. Un Y CARICATURAS obstáculo considerable se oponía á la explotación: sobre el rico venero NA PREGUNTA S e lamentaba descubierto se elevaba una colina, en una señora enla cual comenzaron al punto las ex- trada en años de no haber tenido cavaciones. El transporte de las tie- descendencia, con lo que la gustaban rras extraídas se verificaba por va- los niños. gonetas, cuya lentitud desesperaba Uno de sus oyentes, queriendo al inge niero. Para abreviar las ope- consolarla, la dijo convencido: raciones concibió una idea genial, -Puede, que eso sea de herencia. que puso en práctica sin perder un ¿Tuvo familia su madre de usted? momento. Hizo construir una inmensa rueda de 30 metros de diámetro I A SOLUCIÓN Disputaban furiosay la colocó horizontalmente sobre un mente e n l a calle eje vertical. La llanta de esta enorme dos caballeros sobre cuál de ellos rueda estaba provista de depósitos debía ceder la acera, que era muy semejantes á las vagonetas. De este estrecha. Un tercero intervino en la modo la rueda, puesta en movimien- disputa; rogando al más irritado, que to, recibía por un lado los materiales era amigo suyo, que cediese el camextraídos por las máquinas excava- po á su contrincante. doras, yendo á descargarlos á la par- ¡De ningún modo! -contestó te opuesta. Los trabajos se realizaron furioso. -Yo no dejo la acera al pricon asombrosa rapidez, aracias á la mer animal que se presente. feliz idea de Grossmith. La colina, ¡Ni yo tampoco! -dijo el otro. al desaparecer gradualmente de su- ¡Pues yo se la dejo á todos! -primiti o sitio, fué formándose poco repuso el que intervenía, echándose á poco 30 metros más allá. al medio de la calle. u u u p L CANAL DE SUEZ Se ha cumpliio el quincuagésimo aniversario del primer piquetazo dado por Fernando de Lesseps ai inaugurar en Port Said las obras del canal de Suez. Los accionistas del canal, casi todos ingleses, están realizando desde entonces un bonito negocio. El último dividendo repartido fué de 28 por 100 sobre el valor nominal de las acciones. Nada menos que 3.79. S barcos asaron el canal durante el año 1908. Los derechos de pasaje sui ots. DeiUschi; lüustratíuiis- tlescllschaít maron en las cajas de la Compañía b r e r O d e última novedad, cuyas I I I millones de francos. La Compaenormes proporciones utiliza para ñía concesionaria del canal de Suez llevar en él á su marido y compa- ha entrado en negociaciones con el ñero fíe trabajo, que se encuentra Gobierno egipcio á fin de ampliar su rxlSGUSTO APL -A un ujeto que ZADO estaba en la cam a durmiendo y roncando pacíficamente, le dcsi) ertaron de pronto para decirle que su mujer acababa de morir. Válgame Dios! -contestó dando una vuelta para seguir durmiendo. ¡Menudo disgusto me espera en cuanto me le -antc Entró un i) unto en una tienda, y dijo al dependiente alargándole una moneda: ¿Me haces el favor de cambiar esta peseta? No encuentro quien me la cambie! -Sí, señor, venga... ¡Pero si es falsa! 1 A DIFICULTAD