Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
M I EL S E Ñ O R T R E N O R I N S P E C C I O N A N D O LAS ULTIMAS OBRAS EN LA EXPOSICIÓN que necesita un hombre como Trenor para privarse voluntariamente, y en beneficio de un pueblo, de las envidiables comodidades y halagos que su brillantísima posición social le brinda y proporciona, para cambiarlas por las preocupaciones, el trabajo rudo y los disgustos innumerables que inevitablemente lleva consigo toda empresa de esta naturaleza. La Exposición que produce tantos beneficios á Valencia cuesta á Trenor estudios, trabajos, cavilaciones, disgustos y sinsabores infinitos, y muy posiblemente una parte de su fortuna. 51 hombre que tiene millones, palacios, automóviles y cuanta felicidad puede ofrecer la vida, lleva un año privándose de todo, levantándose á las cinco de la mañana, mezclando hasta la comida con el trabajo, subiendo á los andamios como el último obrero... porque Trenor lo ha hecho todo en la Exposición de Valencia, desde conseguir la ayuda del Rey y del Gobierno, hasta infiltrar el entusiasmo en el ánimo de todos y estimular al obrero en su trabajo. El más pequeño detalle de construcción ó de instalación, el asunto más insignificante de organización, todo en esta gran obra ha pasado por sus manos y recibido su sanción. Jl, os que conozcan bien esta clase de empresas podrán solamente calcular lo que ello significa y representa. Afortunadamente, las dos iinicas compensaciones que podía esperar las ve ya realizadas; el agradecimiento de Valencia y el éxito de la Exposición: aquél, porque se siente latir en el corazón de todos los valencianos, y éste, porque está ya indudablemente asegurado. La Exposición Regional Valenciana, inaugurada por S. M. el Rey, es realmente hermosa, es de lo mejor que en España se ha hecho. Ea superficie que ocupa es enorme, y á pesar de ello, los suntuosos y artísticos palacios y las notables instalaciones en ella levantadas lo ocupan todo por completo, al extremo de haber tenido que ser denegada la petición de terrenos á muchísimos expositores. Ea magnificencia, originalidad y alarde artístico derrochados en todas las construcciones y en las admirables obras de jardinería allí Tealizadas, forman el conjunto más espléndido y hermoso que puede imaginarse. Uñase á esto los encantos naturales que Valencia posee, con la bondad de su clima y la belleza incomparable de sus flores y sus mujeres, y puede calcularse el éxito grandioso que á la Exposición espera; éxito de gente, de visitantes forasteros, porque el de la obra pudo apreciarse en toda su magnitud el día de la inauguración. Para entonces estaba todo terminado, y á su vista producía incredulidad decir que aquello se había realizado en siete meses. La inauguración oficial fué ante S. M. el Rey, acompañado por el presidente del Consejo de ministros y otras altas personalidades. Como en lo. s días de permanencia del Monarca allí, durante todo el periodo de la Exposición se celebrarán sin interrupción grandes y notables fiestas, que atraerán hacia Valencia una concurrencia enorme de forasteros, no sólo de toda España, sino del extranjero. Oportunamente nos iremos haciendo eco en estas páginas de cuanto allí ocurra, al mismo tiempo que estudiamos detenidamente este notable Certamen. Para terminar; el Comité de la Exposición ha montado por su cuenta el soberbio Palace Hotel, instalado en el centro de Valencia y en grandioso edificio inaugurado para ello. Cuenta con 150 hermosas habitaciones decoradas lujosamente, y en él se han instalado cuantos refinamientos exige la vida moderna. Es un- verdadero hotel de lujo, como esos famosos que sólc existen en las nndes capitales del extranjero. DOS- PAR.