Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
-lAy, señora, su cura me recuerda la de una nersona á qnion quise muchísimo! -A su primer amor, seguramente. -íío; á mi abuelita, que en gloria esté. -Recuerdo como en un delicioso sueño aquel cólico que tuve hace unos veinticinco años. ¡Qué exagerado era yo entonces paca la cotiidal -Pensar que el eximio autor de aquel Carlos V, jugando al túie, que pinté para la Diputación de mi pueblo, tenga que andar vendiendo sus cuadros por los cafeses. -Si en aquella ocasión no me cogen los guardias y me mandan catorce años á presidio, ahora tendría una fabriquitadc moneda íalsa para pasar una vejez cómoda y honrada. -De aquellosvates tiernísimos que llam ¿íbamos pérfida ala onda, ya queda iios muy pocos desgra iadamente. -No me contratan por enoia, ¿sabes? porque en la última torria que toreé como espá me dieron una oreja. Tuya, que te la había arrancao el toroi -Recuerdo lo que sufrí en aquellos cinco años para conseguir hacerla mi esposa, y lo que llevo sufrido haca veinte sin saber cómo quitármela de encima.