Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
una solución de formol, y después del doble baño la frota, la. da masaje, y, según dice, los tejidos recobran su morbidez, las grasas reaparecen, sé extienden, y la piel se esponja y refresca de tal suerte que la momia, acartonada por la acción de cuarenta siglos, toma la frescura, el color y el aterciopelado de la epidermig de la primera juve: ntud. pEMINISMO EN ACCIÓN En las elecciones munici pales de París se preseiita un caso práctico de feminismo militante más elocuente que los discursos de los mitins y los alegatos de la Si se lograse un acuerdo, la reducción en la tasa sería aplicada á la correspondencia con Francia, Inglaterra, Suiza, Italia, España y Bélgica. De desear es que esta mejora se llevase á cabo, pues sería un gran paso para llegar al establecimiento del sello universal, desde hace tanto tiempo deseado. í AS BODAS A propósito de los aniversarios del ma. trimonio, conocidos con los nombres d e bodas de plata y bodas de 9 ro, un escritor ha hecho una curiosa clasificación, según los años transcurridos. El primero deben celebrarse las bodas de algodóii; el segundo, las de papel; el tercero, las de cuero; el quinto, de madera; el séptimo, de lana; el décimo; de estaño; eí duodécimo, de seda; el quince, de crista, el veinte, de porcelana; el vinticinco, de plata; el treinta, de perlas; el cuarenta, de rubíes; el cincuenta, del oro, y él sasentaj de brillantes. L PARAÍSO DE Profesan los chinos una gran, veneLOS VIEJOS ración á los ancianos. Este sentimiento se traduce de una manera caritativa, y mucho antes que los pueblos europeos, han; tenido los chinos su ley de Beneficencia para los viejos. Un Código penal impone las penas más severas con- tra los que rehusan su auxilio á los pobres que tienen una edad avanzada, y es muy raro que la justicia tenga que intervenir en asuntos de éstá- índole. Laancianidad es también una circunstancia atenúan- te de los delitos. El instinto filosófico de los chinos ha aplicado designaciones especiales, á cada período de la vida. La edad de los seis años la llaman la edad de la iniciativa. Los veinte años son el fin de la juventud. Treinta años, la de la fuerza y la del matrimonio. Cuarenta, la aptitud reconocida. Cincuenta, la de distinguir el error. Sesenta, la que cierra el círculo asignado. Setenta, la edad rara. Ochenta, la morosa, y ciento, el límite ex tremo de la vida. ARA LAS SEÑORITAS En el hotel de los teléfono; de la calle de Gutenberg, DE LOS T E L E F O N O S de París, acaba de iustalarse un salón de descanso para las telefonistas, en el cual, ya en los momentos del relevo del servicio, ya en el curso de sus penosas funciones, podrán durante algU 9 A ífl 1 -r y T g j K B k í i i BH fcj l H k. 1 1 1 1 Prensa. Iva señorita Juana Laloe es uno de los candidatos al Municipio por el barrio de San Jorge del noveno distrito. En la fotografía que nuestro grabado reproduce apa- rece la señorita L, aloe al lado de su abogada, la doctora María Verone. EUROPEO Se ha hablado en la Prensa y en los círculos filatelistas de la posible creación de un sello internacional; pero hasta ahora no ha prosperado este proyecto. Un diputado inglés muy conocido, M. Henriquer- Heaton, y el director de Correos del Gran Ducado de I uxemburgo han ido á París para hacer proposiciones a M. Simyan para la rebaja de la tasa del franqueo de la correspondencia entre Francia y las potencias vecinas. La idea no es nueva. La Cámara de Comercio francesa de Bruselas ha. tratado y a de este asunto, invitando á Francia á estudiar la cuestión. EL S E L L O EL SALÓN DE DESCANSO nos iuatauícs reposar de sus fatigas. El salón está decorado con ruuy buen gusto. M. Moreau- Vanthier ha. esculpido cuatro bellos bajorrelieves que representan una telefonista delante del aparato y un abonado que ha obtenido la comunicación. Vidrieras ejecutadas por M. Caro