Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
en la compañía de mi tío Agustíil Í S ñ! Í Z f -y P- -oL de color vivo y brülante ue ale- J desempeñaba el cargo de sargento primerc III A i n u e esioba. e. d. a eu e a r e m o Mo y desapacible, coniadasfaeton J a s p e o n a s 5 e privaron de con. templar el brillante es! pectáculo que ofrecían las ya p e r f e c t a m e n t e n n i f o r m a d a s fuerzas populares tendidas en el Palón del Prado y llegando por una parte á la Puerta de Alcalá y por otra hasta muy cerca de la de Atocha. No es mucho que todo aquel espacio se necesitara, cuando ál no escaso contingente de los batallones y escuadrones de. M a d r i d se había unido el de los pueblos de la provincia, que vinieron á tomar parte en el solemne acto. Yo, de todo lo que me acuerdo es d e haber oisto p a s a r ante mis ojos como un relámpago al general Espartero, montado en un caballo ilanco, con un uniforme nbierto profusamente de litorchados, y rodeado de numeroso Estado MayOn XTL aquel momento debía rolver de revistar á la Miicia y se dirigía hacia la libeles. Allí estaban sitúalos, f orinando semicírculo, os a b a n d e r a d o s de los v uerpos, y por delante de líos debían desfilar éstos, restando juramento á sus espectivas banderas. En cuanto á la parte más aportante de la ceremoia, no puedo decir si la resencié ó no, porque no uardo memoria alguna. e lo que sí la conservo lara y precisa es de los esruendosos ¡vivas! que á ada paso se oían y que los bélicos acordes de los go y de lyuchana, que no azar á los vientos músicas y cnarangas. Estos se vieron interrumpidos algunos momentos por los más graves y maiestuo sos de la Marcha Real. Era indudablemente que pasa- srrsráíteiSf ¿s TMo TM- -Vé iris í st ÁNGEL R C H A V E S ARTICULO POSTUMO i ¡áü, id, í. í s i í ÍSold fio S 51- IV, fdfc? de i S