Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
LA TRÁGICA ITALIANA A D E L A I D A RISTORI A los ocherta y cinco años de edad ha fallecido la eminente trágica italiana Adelaida Ristori, una de las glorias más indiscutibles del arte dramático en el pasado siglo. N a c i ó en C i v i d a 1 e (Frioni) en 1821, y era hija del representante de la compañía Sarda, por lo que desde muy niña pisó las tablas; su primera salida fué en la obra Francesca de l ímini. Como primera actriz debutó en la citada compañía cuando sólo contaba diez y siete años. En los teatros de Parma y de Liorna logró ya muy señalados triunfos i n t e r pretando las comedias de Goldoni; p e r o donde su temperamento d r a m á t i c o halló ambiente propio fué en la tragedia, y en la interpretación de las grandes pasiones, con arte soberano, fué donde adquirió su gran fama. Al contraer matrimonio ín 1 847 con el marqués de Capranica, se retiró de la escena; pero al presentarse en una función benéfica, fué tal el éxito de Adelaida Ristori, que al calor del aplauso encendióse de nuevo su vocación artística y volvió á la vida del teatro. La actriz preferida del público italiano dejó después su patria y halló en el extranjero el mismo entusiasmo que en Italia. Los públicos de Francia, E s paña, Bélgica, Alemania, Inglaterra y América celebraron á porfía su talento. Su figura, su rostro de una expresión admirable y su voz que dominaba lo mismo el tono de la ternura que el de las trágicas pasiones, prestaban á su talento portentosas facultades. Las fotografías que en esta página figuran, rec u e r d a n sus triunfos en bien distintos personajes. Así en Judit, interpretando la valerosa viuda de Betulia, como en la feroz Medea, matadora de sus propios hijos, y en la r o mántica reina de Escocia Ma ¡ta Estuardo, la Ristori arrebataba al público. De su estancia entre nosotros queda un hermoso recuerdo. En uno de sus triunfos aprovechó el entusiasmo que había p r o ducido en la reina doña Isabel 1 para pedirla el indulto de un r e o La Reina otorgó la gracia solicitada, y el talento de la Ristori valió la vida á un hombre desgraciado. ADELAIDA RISTORI EN 1 8 Í 7 V M EN EL PAPEL DE JUDIT EN MEDEA EN MARÍA ESTUARDO