Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
l A REINA EN EL ESTUDIO DE ODEEOL A Reina doña Cristina visií. hace pocos días el estudio c! Agustín Querol; deseábala au u; -ta señora ver el busto- retrato dc; su difunta hija la Princesa de Ar. turias, muerta en la flor de la vidn. El Príncipe viudo encargó al gran artista catalán la expresada escul tura, que reproducimos al margen. Ni los cronistas ni los informadores han hablado, porque ciertamente no era fácil descubrirla, de la sensación íntima que la obra de Querol produjera en el ánimo de la egregia dama; pero al contemplar aquel busto- retrato, que es un prodigio de factura en que resplandecen aunadas la verdad y la belleza, no es aventurado presumir que la Reina sintiera en el fondo de su alma reconstituirse la imagen querida de la hija amada, y que la vista de aquella escultura le produjera u n a impresión d e viva realidad. Labor dificilísima ha realizado Ouerol en esta obra. A las dificultades que existen siempre para- expresar plásticamente una idea, y más si ésta es compleja, juntáronse en este caso la falta del modelo vivo. De todo ha triunfado el talento del artista, pero hasta realizar su obra, muchas veces los escrúpulos de su sinceridad le habrán inquietado. Querol r i n d e culto absoluto á la verdad; su imaginación no vuela desequilibrada como la de esos astrales que no parecen vivir en el mundo, sino que siempre sus creaciones tienen base sólida en la realidad; y al no tener delante el modelo vivo de ese busto- retrato, la obra de Querol significa un esfuerzo poderoso de genio. La Reina, al expresar ai autor insigne del monumento á Bolognesi la complacencia que le producía el busto- retrato de la Princesa de Asturias, no anduvo remisa en elogiar al escultor. En el estudio dé Agustín Querol no es posible permanecer indiferente; las obras nutaerosísimas del artista, c u y o recuerdo evoca la simpática presencia de éste, acuden á la memoria, y ya se le aparece al visitante el rostro todo idea, todo pensamiento, del inmortal satírico autor de Los Sueños, ya el busto austero de San Francisco, ya la grandeza triunfante del grupo de Legazpi y Urdaneta, ya la figura arrogante, gallarda y serena de la Gloria coronando á las Ciencias y á las Artes, ó la remembranza de aquel! f Tradicióv comentada que hizo celebre el nombre del artista. I EL BUSXÜ- KJiXRAXO DE LA PRliN CESA DE ASl URIAS